Energía

Chávez desvela por sorpresa el mayor descubrimiento de gas de Repsol

De poco le ha servido a Repsol el celo con el que guardaba la gran noticia. El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, en un lugar tan inesperado como la Casa del Libro de Madrid, desveló el viernes que la petrolera española, en consorcio con Eni, ha descubierto en aguas territoriales de Venezuela un yacimiento de gas equivalente a la demanda de cinco años en España.

Tras los encuentros oficiales con el presidente del Gobierno y el Rey, que formaban parte de su visita oficial a España, el presidente de Venezuela, Manuel Chávez, decidió darse un baño de multitudes en un lugar inesperado: la Casa del Libro de la Gran Vía madrileña. Un alto en el camino entre el Palacio de la Moncloa y el aeropuerto de Barajas, al que convocó "a sus amigos españoles". Entre ellos, al presidente de Repsol, Antonio Brufau, que se encontraba en la Embajada de Venezuela tratando sobre cuestiones más técnicas con el ministro de Energía de ese país, Rafael Ramírez, y a varios periodistas que cubrían su viaje.

Y en ese marco, Chávez rodeado de admiradores y detractores, destapó la noticia que, con toda discreción, Repsol guardaba para anunciar en los próximos días al mercado: el hallazgo de un gran yacimiento en el pozo de gas Perla I, que, según datos del grupo, podría albergar entre siete y ocho billones de pies cúbicos, equivalente a más de cinco años de consumo en España.

El yacimiento está localizado en las costas del Golfo de Venezuela, al oeste del país, a una profundidad de 60 metros y podría extenderse a una superficie de 33 kilómetros cuadrados y un grosor de 240 metros. Según Repsol, "estos datos están pendientes de confirmación a través de trabajos adicionales que se están concretando".

En la costa oeste del país, Repsol y Eni hallan un yacimiento que equivale a cinco años de la demanda de gas en España

REPSOL 12,12 -1,46%

El hallazgo, además, y de ahí los parabienes que cruzó Chávez con Brufau, podría convertir a Venezuela en la cuarta o quinta potencia mundial de gas, y darle acceso, a través de la petrolera estatal PDVSA, al 35% de los recursos descubiertos. Repsol participa en el proyecto al 50% con Eni y, en caso de que se confirme la producción, tendrá derecho al 32,5% de los recursos, la misma proporción que el grupo italiano. El 35% restante lo recibirá PDVSA.

La petrolera española, que debe realizar las prospecciones necesarias para confirmar el potencial del hallazgo, trabajaba en la zona offshore del Golfo de Venezuela con estimaciones de volumen siete veces inferior a las que finalmente se han difundido.

El anuncio se produce semanas después de que la petrolera lograra el visto bueno de las autoridades del país para constituir la sociedad conjunta que explotará el campo de Barúa, cuya producción se iniciará en 2010. Este campo tiene una capacidad de entre 40.000 y 65.000 barriles de crudo por día, de los que el 60% corresponden a Repsol y el 40% restante, a PDVSA.

Chávez completó su show madrileño, conduciendo personalmente su coche hasta el aeropuerto de Barajas. Eso sí, acompañado por Brufau y el director general de Exploración de Repsol, Nemesio Fernández-Cuesta.