'Telecos'

Telefónica estudia oportunidades para crecer en México, Cuba y Costa Rica

La compra de la operadora alemana Hansenet puede ser pronto una realidad y Telefónica también cuenta con la posibilidad de hacer adquisiciones menores en empresas como China Unicom o Digital+. Pero su interés por crecer no se queda ahí. La operadora estudia con interés entrar en Costa Rica y Cuba, así como reforzarse en México con la compra de espectro.

Telefónica ha extendido su presencia en Latinoamérica a 14 países en los últimos 20 años, pero no por eso ha decidido congelar su expansión al otro lado del Atlántico. En estos momentos, hay algunas oportunidades de crecimiento y la operadora va a aprovecharlas si se ponen a tiro.

Las dos opciones que supondrían la entrada en un nuevo país serían Costa Rica y Cuba. "Si Costa Rica abre el proceso de privatización de su operadora estatal, lo estudiaremos", aseguró ayer en Santander el presidente de Telefónica Latinoamérica, José María Álvarez-Pallete, tras participar en el XXIII Encuentro de Telecomunicaciones, organizado por la patronal Aetic.

Lo mismo harán con la participación que tiene Telecom Italia en la operadora cubana Etecsa. La socia de Telefónica ha expresado su interés por venderla, aunque la decisión final es del socio mayoritario, el Gobierno de la isla. Pallete remarcó que el proceso no está abierto, ya que el Ejecutivo cubano no se ha manifestado todavía, pero destacó el potencial de Cuba por la baja penetración de las telecomunicaciones y el campo de crecimiento que ello implica, lo que justifica el interés de Telefónica.

La operadora ha emprendido cambios en Colombia para mejorar sus cuentas

TELEFÓNICA 6,11 -2,86%

La tercera vía de refuerzo de Telefónica en Latinoamérica es México. Allí lo que se vende son frecuencias de telefonía móvil y la operadora está deseando hacerse con ellas. "Lo que pedimos al Gobierno es que se acelere la concesión. Si es el mes que viene, mejor que el siguiente", señaló el ejecutivo. Con estas frecuencias, Telefónica podrá competir en banda ancha móvil y fortalecerse frente a su principal, Telmex.

La compañía también ha emprendido cambios en los procesos y en las ofertas de servicios en Colombia, para mejorar sus resultados. En Venezuela, en cambio, los datos operativos son muy buenos, pero Pallete reconoció que muchos analistas dan por hecho que el país tendrá que devaluar el bolívar. La escasez de dólares en Venezuela y la crisis mundial han provocado una escalada de la divisa estadounidense frente a la venezolana en el mercado negro, con la consiguiente presión sobre el tipo de cambio fijo oficial. Una devaluación tendría impacto en las cuentas de Telefónica, ya que obligaría a depreciar el valor de sus activos.

Cambios regulatorios para poder dar televisión por ADSL

Telefónica está convencida de que Latinoamérica no ha sido sólo la región que ha soportado los resultados de la operadora en un momento de crisis en Europa, sino que va a comenzar a comportarse incluso mejor que hasta ahora.

Los tipos de cambio se han estabilizado y las previsiones de crecimiento del PIB para las grandes economías de la zona son señales de optimismo, según Pallete.

Sin embargo, la operadora querría poder alcanzar todo el potencial de crecimiento posible y para ello solicita cambios regulatorios que se lo permitan. En concreto, Pallete reclamó que los principales países de la zona "eliminen la actual regulación asimétrica" que permite a las empresas de cable dar televisión y a las operadoras no. Eso impide a Telefónica dar televisión por ADSL y lanzar productos empaquetados como los que tiene en España.

La cifra

160,4 millones de clientes son los que tiene Telefónica en Latinoamérica, que se ha convertido en el centro del crecimiento de la operadora.