Bolsa de Nueva York

Wall Street ignora los datos macro y opta por la corrección

Septiembre empieza como todo el mundo espera que se desarrolle, con correcciones. Ni el ISM manufacturero, que vuelve a registrar crecimiento, ni el incremento de ventas de viviendas pendientes fueron suficientes para evitar las pérdidas. Al cierre, Wall Street cedió un 1,96%.

Ya son tres jornadas consecutivas de pérdidas. El parqué neoyorquino no consiguió conservar las subidas con que abrió la sesión y se optó por la corrección en una sesión que tuvo a las financieras como protagonistas de los retrocesos. El Dow Jones retrocedió un 1,96% en tanto que Nasdaq y S&P500 perdieron un 2% y un 2,21% respectivamente.

El optimismo que impregnó los primeros compases de la sesión se disipó a lo largo de la negociación en una jornada en la que las referencias macroeconómicas daban motivos para animar las compras. Entre ellas, el dato del ISM manufacturero, que señaló que la actividad industrial creció en agosto por primera vez en 19 meses. Según datos difundidos por el Instituto de Gestión de Suministros (ISM) el índice de actividad manufacturera en Estados Unidos se situó el pasado mes en 52,9 puntos, su nivel más alto desde junio de 2007.

La evolución del sector manufacturero, que representa cerca del 12% del conjunto de la economía estadounidense, suele ser un indicador útil para conocer la marcha de la economía y desde el pasado diciembre, cuando tocó su nivel más bajo (32,9 puntos), ha registrado una constante mejora. Los 52,9 puntos alcanzados en agosto superaron las previsiones de los analistas que preveían un valor cercano a los 50,5 puntos, desde los 48,9 del mes anterior.

DOW JONES 25.409,36 -1,39%

El presidente Barack Obama recibió complacido el martes las nuevas cifras que mostraron la recuperación del sector industrial de Estados Unidos, afirmando que era otra evidencia de que la economía del país sale del bache. "Esta es otra señal importante de que nos encaminamos en la dirección correcta y que las medidas que hemos tomado para enderezar nuestra economía están funcionando", aseguró el mandatario.

El mercado inmobiliario también ha dado nuevos síntomas de que goza de buena salud después de conocerse hoy que el índice de viviendas pendientes de venta subió un 3,2% en julio. El aumento es ya el sexto mensual consecutivo y sitúa el índice en sus cotas más altas en dos años, desde julio de 2007. Además ha superado las estimaciones de los analistas, que auguraban un repunte más moderado, en torno a un 2%.

En el apartado empresarial, la compañía de subastas a través de Internet eBay ha confirmado un acuerdo para la venta de Skype a varias firmas de capital riesgo, por una valoración total de 2.750 millones de dólares, si bien mantendrá un 35% del capital. Sin embargo, las acciones del grupo se dejaron un 2,08%

AIG lastra al sector financiero

Dentro del sector financiero destaca la caída de la aseguradora AIG, que en los últimos meses ha sufrido una revalorización vertiginosa hasta cotizar por encima de los 40 dólares. Hoy, sus títulos perdieron un 21,09% lastrada por una mala recomendación efectuada por los analistas de Sanford, que han bajado hasta infraponderar los títulos de la compañía.

Toda la banca se resintió hoy de la caída de AIG, siendo justamente las entidades financieras las que encabezaban los retrocesos del Dow Jones. Bank of America retrocedió un 6,31%, y se situó como farolillo rojo de los 30 valores que cotizan en este índice. A la baja también se negociaron los títulos de American Express (-5,50%) y JP Morgan (-4,19%).

Con descensos de más de 2% se situaron el conglomerado General Electric (-4,24%), el fabricante de aluminio Alcoa (-3,82%), Caterpillar (-3,29%), Intel (-3,10%), 3M(-2,51%) DuPont (-2,51%) y AT&T (-2,46%).

Las acciones de las petroleras Chevron y Exxon Mobil retrocedieron un 2,06% y un 0,94%, respectivamente, en una jornada en que el barril de crudo de Texas bajó un 2,73% y quedó en 68,05 dólares.