Rating

S&P reduce la calificación de Arcelor y mantiene la perspectiva negativa

La agencia de medición de riesgos Standard and Poor's (S&P) redujo hoy la calificación crediticia de la deuda del grupo siderúrgico ArcelorMittal por la debilidad del mercado del acero, una de las razones por las que mantiene a la compañía en perspectiva negativa.

En este sentido, la calificación a largo plazo del grupo pasa de BBB+ a BBB, lo que empeora la capacidad con la que la empresa puede hacer frente al pago de sus intereses.

Al mismo tiempo, S&P redujo la calificación crediticia a corto plazo de la siderúrgica desde 'A-3' a 'A-2' y la mantiene en perspectiva negativa.

Según la agencia, esta rebaja refleja la "grave recesión" que experimenta el sector siderúrgico mundial y en concreto ArcelorMittal que al igual que sus competidoras sufre un fuerte debilitamiento de su resultado operativo, a causa de las condiciones de mercado, que ve probable que sigan manteniéndose débiles en un futuro próximo.

ARCELORMITTAL 11,52 0,35%

Sin embargo, S&P reconoce las actuaciones que ArcelorMittal lleva a cabo para ajustar su estrategia de negocio y proteger su perfil financiero en la actual coyuntura, entre las que destacó las iniciativas para reducir los gastos, la plantilla, y la deuda. Unas medidas que no obstante para S&P son insuficientes para mitigar "plenamente" los efectos negativos de la recesión.

Según la agencia, la perspectiva negativa de la siderúrgica refleja la posibilidad de que a lo largo del próximo año la compañía pueda sufrir un nuevo recorte, algo que podría ocurrir si no es capaz de mejorar su liquidez.

ArcelorMittal, fruto de la fusión del grupo europeo Arcelor y de la empresa anglo-india Mittal Steel, es el mayor productor siderúrgico mundial y perdió entre enero y marzo 816 millones de euros, frente a los 1.582 millones de euros que ganó en el mismo periodo de 2008, debido a la "extrema" debilidad de la demanda y los gastos extraordinarios por la depreciación de sus inventarios.

Por ello, y para hacer frente a la caída de la demanda, la Dirección General de Trabajo aprobó la pasada semana el expediente de regulación de empleo (ERE) temporal que el grupo siderúrgico ArcelorMittal presentó para toda su plantilla en España, un total de 12.000 empleados repartidos en 17 plantas, informaron a Efe fuentes de la compañía.