Despidos

Volvo recorta 1.534 empleos por la caída de la demanda en el sector del transporte

El fabricante de vehículos industriales Volvo suprimirá 1.534 empleos como consecuencia de la menor demanda de camiones en el mundo y a la caída de los sectores del transporte y la construcción, sus principales clientes. Este recorte se suma a su intención de eliminar más de 1.800 empleos en otras divisiones del grupo, como han ido anunciando desde inicios del año.

En concreto, Volvo Trucks suprimirá 655 empleos en las plantas de Goteborg y Umea, ambas en Suecia, mientras que Volvo Construction Equipment eliminará 125 puestos de trabajo administrativos y cien consultores.

Volvo Penta, su división de ingeniería para motores de barcos, reducirá su plantilla en 108 empleados, 56 correspondientes a operaciones fabriles y los 52 restantes a puestos administrativos. Volvo Powertrain, la filial de componentes automovilísticos, recortará 65 empleos, unos 55 administrativos y 600 aproximadamente en fábrica.

El vicepresidente y responsable de Recursos Humanos de Volvo, Stefan Johnsson, explicó que la empresa ha iniciado negociaciones con los sindicatos para acordar un recorte de la jornada semanal ante la necesidad de ajustar la producción a la caída de la demanda.