Carburantes

El 60% de las plantas españolas de biodiésel siguen paradas

Más de la mitad de las 36 plantas de biodiésel instaladas en España están paradas o produciendo 'por debajo del 10% de su capacidad', según denunciaron ayer desde la división de Biocarburantes de la Asociación de Productores de Energías Renovables (APPA). La situación, que se prolonga ya desde hace dos años, se atribuye a la 'competencia desleal' de los biocombustibles importados desde EE UU, que goza de una doble subvención, en origen y en destino, al llegar a Europa.

De hecho, el consumo de este biocarburante en España en el último año 'se ha multiplicado por dos pero la industria española no puede beneficiarse de este aumento', señaló Manuel Bustos, director de APPA Biocarburantes. La doble prima ha permitido a los importadores 'hacerse con el 71% del mercado español'.

La asociación calculó que la mitad de los empleos directos del sector, unos 500 puestos de trabajo, están 'amenazados, a punto de perderse'. 'El sector se hunde, está en una situación crítica, y el desastre no ha hecho más que comenzar', afirmó Bustos.

La UE ya ha impuesto unas tasas arancelarias para gravar este biodiésel proveniente de EE UU pero el organismo encargado del control de la procedencia del biodiésel, la CNE, 'aún no ha podido poner en marchas estos mecanismos, ni siquiera el sistema de certificación de procedencia del biocombustible', aseguró Bustos. Argentina, Malasia e Indonesia son otros países cuyo biodiésel se vende en España por debajo del precio de coste y no tiene aún penalizaciones por medio de aranceles.

A esta situación de competencia, se suma el hecho de que 'la capacidad de producción de biodiésel instalada y prevista para los próximos años en España supera los objetivos fijados para 2010'. APPA teme que las 18 plantas previstas para 2009, que duplicarán la producción disponible hasta los cuatro millones de toneladas, tengan dificultades en el mercado.

APPA ha pedido al Ministerio que las obligaciones de mezcla de biocombustibles en los carburantes fósiles sólo se puedan cumplir con biodiésel y bioetanol fabricado en la UE. Además, solicitan a las comunidades autónomas y otras autoridades que fomenten medidas que supongan el incremento de la demanda por encima de las obligaciones de mezcla.