Inmobiliario

Reyal bordea el nivel marcado por la banca para su refinanciación

Reyal Urbis ha alcanzado un ratio de endeudamiento financiero en comparación con el GAV (valor de mercado de sus activos) del 61,5%. Dicho porcentaje se sitúa cercano al mismo ratio al que la compañía se comprometió mantener con la banca acreedora que accedió el pasado año a refinanciar una deuda de 3.000 millones de euros del grupo. Dicho ratio marcado por la banca es del 65%.

'El objetivo de Reyal Urbis es conseguir no sobrepasar el 65% del ratio Endeudamiento Financiero Neto/GAV, ratio establecido por el contrato de refinanciación como de obligado cumplimiento durante el primer año de vigencia del mismo', señala la inmobiliaria en su informe sobre las cuentas de su ejercicio pasado, publicado ayer por la CNMV. A 31 de diciembre de 2008 ese ratio es del 61,53%.

Gracias al acuerdo de refinanciación firmado por Reyal con la banca acreedora en octubre de 2008, la inmobiliaria presidida por Rafael Santamaría no tendrá que amortizar el primer pago de su deuda hasta octubre de 2011. Reyal Urbis se comprometió en ese acuerdo con la banca, además de a mantener ese ratio de endeudamiento en comparación con el valor de sus activos a precio de mercado, a restringir el reparto de dividendos y la compra de activos y a distribuir entre los bancos financiadores el excedente de tesorería a partir de 2011.

Indemnizaciones millonarias

La compañía se refirió en su informe de gestión al importe que el grupo Nozar y el grupo Global Consulting (en concurso de acreedores) debe a Reyal Urbis por operaciones realizadas sobre acciones de Colonial. La deuda de las dos empresas con Reyal asciende a 258,7 millones.

Reyal Urbis retribuyó a su consejo de administración con 8 millones de euros en 2008.

De esa cantidad 3,3 millones responden a indemnizaciones pagadas a consejeros que dejaron su cargo el pasado año.