La reestructuración del motor

El ajuste de empleo afecta ya a 60.556 personas en el sector en España

Las distintas medidas de regulación de empleo presentadas por las empresas del sector del motor afectan ya a al menos a 60.556 personas en España. Entre los fabricantes de coches, los ajustes alcanzan a más del 53% de la plantilla, según los cálculos facilitados ayer por CC OO. El Ministerio de Trabajo aprobó ayer la última, un expediente de entre 24 y 50 días en las tres plantas de Renault en Valladolid, Palencia y Sevilla.

Los consumidores europeos no adquieren coches, lo que lleva a las factorías a fabricar menos unidades y a aplicar medidas de regulación de empleo para controlar los gastos laborales. Estas medidas, en consecuencia, se extienden a la industria auxiliar y al empleo total de la industria. Los expedientes temporales de regulación de empleo, los despidos o los cierres de plantas aplicados o anunciados en los últimos meses por los fabricantes de automóviles y de componentes han afectado ya a 60.556 trabajadores, según los cálculos facilitados ayer por el sindicato Comisiones Obreras.

La situación, además, se deteriora con considerable rapidez. Las distintas regulaciones afectan ya a más de la mitad de los empleados de los fabricantes de coches -35.787 afectados de una plantilla total de 67.030 empleados- con que, según la patronal de estas empresas , Anca, cuentan en total los llamados OEM (original equipment manufacturer, en español fabricantes originales de equipos, es decir, las empresas que compran componentes para ensamblarlos en sus productos). La proporción es más baja en la industria auxiliar: el 10% de los trabajadores de estas compañías ha sufrido alguna regulación en los últimos meses, si bien el volumen de empleo en sus plantas es mucho mayor (245.666 puestos, según CC OO).

Aun así, se podría deducir que ha sido el empleo en la industria auxiliar el más dañado por la actual crisis económica. En primer lugar, ha habido más casos de ajustes -más de un centenar de empresas auxiliares han sufrido diversos tipos de recortes-. Pero es que en estas empresas sí ha habido despidos -más de 4.000; hasta la fecha, ningún fabricante de coches ha anunciado bajas en España- y ha habido cierre de plantas -hasta doce instalaciones de once compañías, por ninguna de los productores de coches-. El peor año para el empleo en esta industria ha sido 1993. Entonces, hasta 163.492 trabajadores de la industria se vieron afectados por distintas regulaciones. De este total, 154.834 fueron suspensiones de empleo y 8.658 casos, extinciones.

La producción de vehículos en España alcanzó las 162.203 unidades en noviembre -último dato disponible-, lo que supuso una caída del 38,9% en relación con el mismo mes de 2007 y el cuatro retroceso mensual consecutivo, según los datos de Anfac. Hasta noviembre, la producción acumula una caída del 10,2%, con 2,45 millones de unidades. Así las cosas, las cifras con las que se cerrará el ejercicio son propias a las registradas hace diez años.

Nuevo ajuste

El Gobierno dio ayer luz verde a la última de las medidas de regulación presentadas hasta ahora entre los fabricantes de coches. La Dirección General de Trabajo ha autorizado el ERE temporal presentado por Renault para cuatro factorías españolas, medida que afectará a un máximo de 10.311 trabajadores. El Ministerio de Trabajo destacó ayer en un comunicado que se ha reducido 'sensiblemente el número de jornadas, así como el periodo de suspensión en relación con la propuesta inicial formulada por la compañía'.

El ERE autorizado contempla la suspensión de 50 jornadas para los trabajadores afectados de la factoría de carrocería y montaje de Valladolid, y de 24 jornadas para la planta de motores, también de Valladolid, y las fábricas Sevilla (cajas de cambio) y Palencia. La compañía consideró 'favorable y positiva' esta aprobación, aunque la empresa había solicitado más días y un mayor plazo de aplicación del expediente.

Por su parte, CC OO aseguró ayer que la autorización por parte del Ministerio de Trabajo del expediente de regulación de empleo de Renault para sus cuatro factorías españolas supone 'un palo' para los trabajadores y auguró que el próximo expediente que promueva la multinacional francesa será de extinción de contratos. UGT anunció que recurrirá este ERE.

Previsiones

KPMG anticipa la evolución de las empresas

Inversiones Las inversiones en los próximos cinco años se centrarán en producir coches baratos y eficientes.

Preferencias La innovación mirará a sistemas híbridos y a nuevas baterías para coches eléctricos.

Recortes Los directivos del sector ven recortes en las inversiones de publicidad y marketing.

Ahorro Habrá esfuerzos en el proceso de fabricación, en los materiales y constituir una estructura de suministro de materiales en países emergentes.