Siderurgia

ArcelorMittal dobla el recorte de producción previsto y se centra en reducir deuda

ArcelorMittal ha decidido doblar la reducción de producción prevista para hacer frente a la caída de la demanda, con un recorte del 35% hasta finales de año. Además, aplaza temporalmente el grueso de su plan inversor y se centrará en reducir su deuda en 7.663 millones de euros en 2009.

A grandes males, grandes remedios. Lakshmi Mittal, presidente del gigante del acero Arcelor Mittal, ha decidido ampliar las medidas de ajuste avanzadas el pasado mes de septiembre para hacer frente a la crisis tras el abrupto deterioro que ha sufrido el mercado siderúrgico en las últimas seis semanas.

La receta pasa por recortar la producción seriamente para ajustarla a la demanda, aplazar las inversiones, acelerar el plan ahorros y eficiencias y concentrarse en reducir deuda, según explicaron ayer los directivos del grupo aprovechando la presentación de resultados del tercer trimestre.

En el primer caso, Mittal ha optado finalmente por recortar la producción del grupo un 35% en el cuarto trimestre del año, frente al 15% anunciado en septiembre. Es decir, que ArcelorMittal fabricará nueve millones de toneladas menos, el equivalente a las exportaciones de China. Los negocios más afectados serán los de planos en América y los de África, Asia y la antigua URSS. El ajuste será del 30% en las áreas de planos en Europa, productos largos y acero inoxidable. En España, la reducción de capacidad rondará, finalmente, el 30% en los hornos altos de Gijón.

ARCELORMITTAL 27,40 1,03%

La segunda medida, ya avanzada por Mittal en una reciente circular a los trabajadores del grupo, es la de aplazar el plan de crecimiento de los próximos cuatro años, que exige un desembolso de 59.000 millones de dólares (45.340 millones de euros). Sólo se ejecutarán las inversiones vinculadas a obligaciones legales, medioambientales o de seguridad y salud laboral. El responsable financiero del grupo, Aditya Mittal, recalcó ayer que los planes de expansión se mantienen intactos y que lo único que se hace es aplazarlos hasta que se recupere el mercado. No obstante, Lakshmi Mittal precisó que, tras la crisis, habrá que adecuar algunos aspectos a la nueva situación de precios en la siderurgia.

Inversiones en España

En España, ArcelorMittal tenía previsto invertir este año 250 millones de euros, 74 de ellos en Asturias. Gonzalo Urquijo, el único español en la cúpula del grupo, avanzó que los desembolsos pendientes para las instalaciones asturianas en el cuarto trimestre se reducirán a la mitad y se trasladarán a los primeros meses de 2009. 'No peligran las inversiones, los planes no han variado pero sí hay un calendario distinto', apuntó el directivo.

Mittal también explicó que se ampliará el plan de ahorro para recortar costes hasta 2013 que anunció hace mes y medio, que pasará de 4.000 a 5.000 millones de dólares (de 3.068 a 3.835 millones de euros), con mejoras de eficiencia en costes comerciales, administrativos y generales.

El grupo también se concentrará en reducir deuda neta para ganar flexibilidad financiera. El objetivo es recortarla en 10.000 millones de dólares (7.663 millones de euros) a finales de 2009. A 30 de septiembre, el endeudamiento de ArcelorMittal era de 32.500 millones de dólares (24.948 millones de euros). Parte de la reducción se logrará con la disminución del fondo de maniobra operativo, aprovechando el deterioro del mercado del acero. Lakshmi Mittal se mostró convencido de que la demanda se recuperará en 2009 y volverá a crecer entre un 3% y un 5% anual.

Desplome en Bolsa

Las acciones de ArcelorMittal se desplomaron ayer un 15,5% en la Bolsa de París (su mercado principal), hasta los 20,7 euros. En lo que va de año, el grupo se ha dejado un 61% de su valor en el parqué. Su capitalización actual es de 30.005 millones de euros.

El grupo prevé mejorar el resultado de este año un 25%

En los nueve primeros meses del año, ArcelorMittal logró incrementar su beneficio neto un 33,9%, hasta los 7.906 millones de euros, con un beneficio bruto de explotación (Ebitda) de 14.240 millones, un 31,5% más.

El Ebitda del tercer trimestre, de 5.701 millones, estuvo en línea con lo esperado. Sin embargo, ya se comenzaron a notar los efectos de la crisis. De julio a septiembre, los envíos de productos siderúrgicos se redujeron en 4,2 millones de toneladas respecto al trimestre anterior.

La previsión de una menor demanda llevó al grupo a avanzar que el Ebitda de los últimos meses del año puede ser hasta un 48% inferior al del tercer trimestre. En todo caso, su previsión es cerrar 2008 con un beneficio de explotación de unos 19.000 millones de euros, un 24,7% más que en 2007. Arcelor mantendrá en 2009 el dividendo base de 1,50 dólares por acción.