Hacia un nuevo orden financiero

ING cae en Bolsa un 27% y pierde 500 millones en el tercer trimestre

El grupo holandés ING vivió el viernes la peor jornada en Bolsa desde su creación en 1991. Sus títulos se desplomaron un 27,5% -con una caída del 55,9% desde el miércoles-, por los rumores sobre la necesidad de conseguir capital. La situación obligó al banco a avanzar sus resultados trimestrales, que recogen unas pérdidas de 500 millones de euros entre julio y septiembre. En el ejercicio, acumula un beneficio neto de 3.000 millones.

ING cae en Bolsa un 27 y pierde 500 millones en el tercer trimestre
ING cae en Bolsa un 27 y pierde 500 millones en el tercer trimestre

Viernes negro para el grupo ING. La entidad holandesa sufrió el mayor descalabro bursátil desde que se formó hace 17 años. Los rumores sobre la necesidad de obtener capital hicieron que el valor cayera un 27,48% y que el banco se viera obligado a anticipar sus resultados trimestrales.

En un comunicado difundido a última hora de la tarde, ING defiende que 'su posición de capital está en línea con sus objetivos, a pesar de las turbulencias en los mercados financieros, que se han acelerado notablemente en el tercer trimestre'. Su ratio de capital Tier 1 -que es uno de los baremos para evaluar la solvencia de un banco y su capacidad para absorber pérdidas- se encuentra por encima de la meta del 8,5%.

ING reconoce en el comunicado que las turbulencias financieras 'han impactado' en sus resultados trimestrales. La entidad ha sufrido impagos en inversiones en bonos, pérdidas atribuibles a contrapartidas bancarias y depreciación de activos inmobiliarios. Estos tres apartados han supuesto unas pérdidas de 1.600 millones de euros. Además, las provisiones por morosidad han crecido en 400 millones. Estos factores han provocado unos números rojos entre julio y septiembre de 500 millones. Aún así, en los nueve primeros meses de 2008 el banco ha ganado 3.000 millones.

La crisis ha provocado la depreciación de activos inmobiliarios, así como el aumento de la morosidad

El consejero delegado del grupo, Michel Tilmant, explicaba que la evolución de los mercados financieros 'no tiene precedentes' y que 'hasta las entidades más sanas están notando los efectos negativos de la crisis'.

La calificación crediticia de ING por parte de las firmas de rating (AA-, según Standard & Poor's) está al mismo nivel que los principales grupos europeos.

Goldman Sachs ha sido una de las firmas que ha sugerido que ING podría necesitar capital. En una nota señalaba a las grandes aseguradoras de Reino Unido y de Holanda (ING incluido) como las entidades más susceptibles de requerir inyecciones de fondos.

El Gobierno holandés puso la semana pasada 20.000 millones de euros a disposición de la banca para mejorar liquidez y reforzar capital. Entonces, ING aseguró que estudiaría con más detalle la propuesta cuando se conocieran los detalles. Otras medidas tomadas por Países Bajos ha sido la toma de control del grupo belgaholandés Fortis y la puesta a disposición de avales públicos por 200.000 millones de euros para préstamos interbancarios.

Garantía de depósitos hasta 100.000 euros

ING Direct, la filial española de banca online del grupo holandés, ha cimentado su reconocimiento público con numerosas campañas de depósitos y cuentas corrientes, y los productos de pasivo continúan siendo la base de su negocio. Por este motivo, sus clientes son sensibles a las noticias sobre las garantías que existen para cubrir sus ahorros.

Fuentes de la entidad explican que durante la semana pasada recibieron llamadas para preguntar sobre el límite de depósitos garantizados. 'Cuando el Gobierno holandés elevó el máximo hasta 100.000 euros fue un alivio para mucha gente', comentan.

El viernes, a pesar de las oscilaciones bursátiles del grupo, los departamentos de atención al cliente y la página web vivieron una jornada de 'absoluta normalidad', según estas mismas fuentes. 'Algún cliente llamó preguntando si ocurría algo con la matriz, y se les contestó que mantenemos una fuerte solvencia'.

Quienes han contratado productos bancarios con ING Direct cuentan con tres canales. En primer lugar, la página de internet, que recoge la mayor parte de la operativa; en segundo lugar, los centros de atención telefónica, desde los cuales se puede realizar prácticamente cualquier transacción. Y, en tercer lugar, cuatro sucursales que están ubicadas en Madrid, Sevilla, Barcelona y Las Rozas (Madrid).

Los clientes que deseen retirar fondos pueden acudir a cualquiera de estas oficinas (avisando previamente si requieren una cantidad superior a 3.000 euros) o realizando una transferencia por la web o el teléfono. En este caso, no hay ningún límite fijado.