Tribunales

Un juez bloquea todas las cancelaciones de vuelos realizadas por Ryanair

El Juzgado de lo Mercantil número 1 de Madrid ha bloqueado las cancelaciones de vuelos que inició Ryanair en agosto tras aceptar las medidas cautelares solicitadas por una de las afectadas, el portal español Rumbo.

Un juez bloquea todas las cancelaciones de vuelos realizadas por Ryanair
Un juez bloquea todas las cancelaciones de vuelos realizadas por Ryanair

Las amenazas de Ryanair pueden haber llegado a su fin. El titular del Juzgado Mercantil número 1 de Madrid ha ordenado a la compañía retirar de su página web la cláusula que indica que todas aquellas reservas que no hayan sido realizadas directamente a través de Ryanair podrán ser canceladas sin aviso ni reembolso, 'prohibiéndole invocar tales cláusulas u otras redactadas de distinto modo pero con la misma finalidad'.

Esta decisión se produce por la petición de medidas cautelares que la agencia de viajes online Rumbo hizo al juez tras las amenazas de cancelación de billetes realizadas por la low cost contra las online a las que acusó de vender billetes sin autorización.

La aerolínea irlandesa argumentó que ciertos portales de internet, a los que llegó a calificar de 'ilegales' y 'bastardos', ofertaban vuelos de Ryanair más caros que la propia aerolínea y que no cumplían el copyright de la página web de la aerolínea donde se indicaba que los billetes sólo podrían adquirirse a través de su propio sitio online.

En el auto hecho público ayer por Rumbo, el juez prohíbe expresamente a la compañía que dirige Michael O'Leary la cancelación de reservas de billetes realizadas por pasajeros que utilizan los servicios de Rumbo y ordena a Ryanair a cesar las amenazas de cancelación de reservas de billetes realizadas por clientes de Rumbo, e impide a la aerolínea la realización de 'manifestaciones denigratorias' contra la actividad de las agencias de viajes.

En opinión del director general de Rumbo, José Rivera, 'esta decisión defiende el derecho y la libertad de los clientes de poder elegir con una información completa'. A pesar de que la denuncia la hizo el portal que dirige Rivera, el auto beneficia a todas las agencias de viajes online.

Sí se cancelaron vuelos

Michael O'Leary estuvo ayer en España para promocionar nuevas rutas de la aerolínea. El primer ejecutivo de la low cost hizo referencia a la amenaza que lanzó en agosto de cancelar todos los vuelos de la aerolínea que se vendieran a través de portales online.

Según O'Leary si que se han llegado a cancelar todos los billetes obtenidos a través de agencias de viajes online porque el precio de los mismos llega a ser un 320% más caro que el que ofrece su propia página web. En el caso de Rumbo, Ryanair considera que vende los billetes de la aerolínea un 120% más caros que el propio portal de la low cost irlandesa.

La existencia de cancelaciones lo confirmó el martes la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, que reconoció que se habían cancelado algunos vuelos de la aerolínea irlandesa aunque puntualizó que dichas cancelaciones fueron mínimas. Ciertas agencias de viajes online como eDreams y Rumbo siguen negando que se hayan realizado cancelaciones en las reservas y han calificado de 'estrategia publicitaria' el anuncio de Ryanair.

La irlandesa se hace con los 'slots' que deja Spanair

La semana pasada Ryanair anunció que, tras su decisión de dejar en tierra 14 aviones en el aeropuerto londinense de Stansted, sus vuelos regionales en Francia y España se reducirían. Ayer, siete días después, el consejero delegado de la low cost dio a conocer que aumentará el número de rutas desde el aeropuerto de Barajas a 4 destinos españoles y 3 europeos. El cambio de opinión se debe a que un número considerable de slots (tiempos de despegue y aterrizaje) se han quedado libres tras la decisión de Spanair de reducir rutas, según dijo la aerolínea irlandesa. O'Leary, ataviado esta vez con un traje típico cordobés, dijo que mantiene conversaciones con AENA para adquirir más slots, incluidos los que seguirá abandonando Spanair como consecuencia de su plan de reestructuración.