Operación corporativa

Los accionistas de la cervecera InBev aprueban la fusión con Anheuser-Busch

Los accionistas de la cervecera belga-brasileña han aprobado la compra de todas las acciones de la estadounidense Anheuser-Busch durante una junta extraordinaria de accionistas en la sede principal en Lovaina, se anunció en un comunicado.

Los accionistas votaron a favor de la compra por 70 dólares por acción, y aceptaron el cambio de nombre de InBev a Anheuser-Busch InBev, así como la designación del presidente y de la cervecera estadounidense, August A. Busch IV, como director de la nueva empresa.

Por último autorizaron el aumento de capital necesario para financiar 9.800 millones de dólares de la transacción.

Durante la junta estaban presentes 418,8 millones de los 616,4 millones de las acciones en circulación de InBev y casi todas las decisiones se aprobaron con apenas 60.000 abstenciones o votos en contra.

Solamente el nombramiento de August A. Busch contó con un valor de 6,1 millones de votos en contra.

"Este voto demuestra la confianza de nuestros accionistas en los beneficios estratégicos y financieros de la unión con Anheuser-Busch", destacó el director ejecutivo de InBev, Carlos Brito.

La operación depende ahora de la aprobación de los accionistas de Anheuser-Busch y del visto bueno de varias autoridades reguladoras, aunque debido a los limitados solapamientos en la actividad de ambas cervecerías, InBev no prevé grandes problemas para la autorización final de la fusión.

El pasado julio las dos cerveceras llegaron a un acuerdo para su fusión, lo que creará el mayor grupo cervecero mundial.