Hacia un nuevo orden financiero

Almunia, Solbes y Segura quieren un supervisor financiero único en Europa

La actual crisis económica, cuya gravedad aumenta cada día, ha llevado a la Comisión Europea y al Ecofin a proponer una integración de los organismos de supervisión financiera bajo el paraguas de un colegio supranacional de reguladores y la figura de un supervisor líder. La UE también quiere reforzar la directiva de requerimientos de capital e impulsar la regulación de las agencias de calificación.

Almunia, Solbes y Segura quieren un supervisor financiero único en Europa
Almunia, Solbes y Segura quieren un supervisor financiero único en Europa

Todo está ahora bajo cuestión y replanteándose. 'El año 2008 es uno de los más difíciles que recordamos (...), aunque hemos avanzado en el diagnóstico, no tenemos una idea clara de cuándo los mercados financieros van a recuperarse', confirmó ayer el comisario europeo de Asuntos Económicos y Monetarios, Joaquín Almunia. La UE es consciente de que hay que tomar medidas de calado y el comisario adelantó ayer algunas de ellas: 'En las próximas semanas vamos a presentar propuestas para reforzar la directiva de requerimientos de capital, una propuesta para la regulación de las agencias de rating y medidas para evitar que en la aplicación de la regulación del sistema bancario se introduzcan elementos pro cíclicos'. El ex ministro socialista declaró que la Comisión trabaja en la creación de un colegio supranacional de supervisores para avanzar en la integración de la regulación de los mercados.

'Tenemos decenas de instituciones de supervisores con mandato nacional y eso impide una actuación eficiente', afirmó Almunia, que ayer estuvo en Madrid para los actos del vigésimo aniversario de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV). El comisario defendió además la creación de 'un supervisor líder'. El ministro de Economía, Pedro Solbes, que también acudió al acto, resaltó que 'hay que hacer un esfuerzo para eliminar las barreras' de la supervisión financiera en Europa.

En la misma comparecencia, el presidente la CNMV, Julio Segura, también abundó en la idea de reforzar la transparencia. 'Una situación como la actual, con un claro componente de crisis de confianza, siempre apunta a un déficit de transparencia'.

En un encuentro informal con periodistas, Segura desarrolló esta idea: 'Existen dudas en general y falta de confianza sobre si la información financiera periódica que ofrecen las sociedades españolas y de todo el mundo reflejan ya en los estados financieros intermedios de mediados de año el total de los efectos que sobre las cuentas de resultados y sobre todo de la situación patrimonial ha tenido la crisis'. La CNMV exige también esfuerzos para incrementar la información sobre los riesgos que entrañan los productos estructurados y sobre los precios a los que se realizan transacciones en algunos mercados con escasa liquidez, en particular de renta fija privada.

Joaquín Almunia. Comisario Europeo de Economía 'Tenemos decenas de supervisores con un mandato exclusivamente nacional y eso impide actuar con eficacia ante una crisis como ésta'

Pedro Solbes. Ministro de Economía 'Aún estamos lejos de volver a la normalidad en los mercados financieros. Lejos de remitir, las tensiones se están recrudeciendo'

Julio Segura. Presidente de la CNMV 'La situación actual ha conducido a replantearse el concepto de estabilidad financiera y la implicación de las distintas autoridades en su vigilancia'

Bruselas quiere reforzar la directiva de requerimientos de capital y el control sobre las agencias de calificación

El diagnóstico de la crisis

1. Situación económica. El vicepresidente segundo del Gobierno y ministro de Economía, Pedro Solbes, reconoció ayer en el acto organizado por la CNMV que las tensiones financieras 'lejos de remitir, se están recrudeciendo'. El comisario europeo de Economía, Joaquín Almunia, vaticinó un incremento del paro en la UE durante los próximos meses y advirtió que 'se va a producir una reducción del crecimiento potencial de nuestras economías'. La noticia positiva es que las presiones inflacionarias remiten: 'La tasa será, mes a mes, claramente más baja', aventuró el comisario.

2. Resortes públicos. En otro acontecimiento, organizado por el Foro Nueva Economía, Almunia señaló que España 'puede permitirse el lujo' de incurrir en déficit público.

3. Agencias de calificación. 'Los bruscos, con frecuencia tardíos y no siempre justificados cambios en las calificaciones de ciertos productos de inversión han sido, sin lugar a dudas, un catalizador de la crisis', sostuvo el presidente de la CNMV. Segura apuntó a la existencia de 'problemas de conflictos de interés'. El jefe del organismo supervisor español destacó que los reguladores están buscando 'la respuesta más eficaz'. Hay un consenso generalizado en que es preciso reforzar los requisitos que han de cumplir las agencias de rating.

4. Armonización contable. La CNMV advierte de la necesidad de lograr una convergencia entre los dos modelos de información financiero que imperan en el mundo: las IFRS y el modelo GAAP de EE UU. El objetivo es lograr unos principios contables equivalentes, un punto clave para la imperativa transparencia de los mercados.