Parón del 'ladrillo'

Las constructoras cotizadas reducen a la mitad su beneficio semestral y elevan un 8,3% su deuda

Las seis grandes constructoras cotizadas (ACS, Acciona, FCC, Ferrovial, Sacyr Vallehermoso y OHL) obtuvieron un beneficio neto conjunto de 1.455,66 millones de euros durante el primer semestre del año, lo que supone un descenso del 55,8% respecto al mismo periodo de 2007.

La facturación conjunta de estos grupos creció un 13,9% entre enero y junio, hasta sumar 36.245 millones de euros, según los datos de las compañías.

Los beneficios de las grandes empresas del sector se vieron afectados por los extraordinarios contabilizados en ejercicios anteriores, por la reducción de los márgenes en actividades tradicionales y por los mayores gastos financieros.

Además, el resultado también registraron el impacto de las pérdidas de 87,9 millones anotadas por Sacyr por efecto de la venta de su participación en Eiffage.

No obstante, los resultados de las grandes de la construcción se sustentaron por la diversificación que en años anteriores realizaron hacia otros negocios distintos a la construcción, en la mitad de los casos (Acciona, Sacyr y ACS) hacia la energía, y por la expansión internacional.

En el lado opuesto, este esfuerzo de diversificación se tradujo también en un aumento de la deuda total de las seis compañías de un 8,3%, hasta sumar casi 100.000 millones de euros, concretamente 94.276,7 millones de euros.

ACS, primero por beneficios e ingresos

ACS lideró el 'ranking' de las seis constructoras cotizadas, tanto por beneficio (893 millones) como por facturación (11.707 millones de euros). En cuanto a beneficio, a continuación se situaron Acciona (314 millones) y FCC, con 201,8 millones.

OHL por su parte, ganó 76 millones, Ferrovial se anotó un beneficio de 58,7 millones mientras que, por contra, Sacyr se anotó pérdidas de 87,9 millones por el efecto de la venta de Eiffage. Sin tener en cuenta esta operación, el resultado es de 415 millones, un 3,5% inferior.

En cuanto a facturación, después del grupo que preside Florentino Pérez se situó FCC, con una cifra de negocio de 7.047,5 millones de euros, seguido por Ferrovial (6.738,8 millones).

Por su parte, el grupo presidido por José Manuel Entrecanales ingresó 6.028 millones; Sacyr facturó 2.923,18 millones y OHL 1.805,4 millones.

En cuanto a la deuda, Ferrovial cerró marzo como el grupo con mayor endeudamiento (29.177,4 millones de euros), pese a reducirla respecto a un año antes; después se situaron ACS, con 18.442 millones (antes de la venta de su participación en Unión Fenosa en julio) y Sacyr (18.259 millones tras la venta de Eiffage).