_
_
_
_
_
Crisis

El Banco de Dinamarca acude al rescate de Roskilde Bank

Nueva víctima en la larga lista de afectados por la crisis subprime. Esta vez, danesa. Roskilde Bank se ha declarado insolvente después de la tentativa frustrada de encontrar comprador para poner fin a una crisis que estaba durando meses. Finamente, ha sido el Banco de Dinamarca quien ha decidido acudir ayer a su rescate.

El Roskilde Bank ya había recibido hace un mes un aval de 750 millones de coronas (100 millones de euros) de las autoridades financieras danesas, pero el domingo decidió admitir su falta de recursos para afrontar pagos tras descubrir en una auditoría externa unas pérdidas adicionales de 1.000 millones de coronas (134 millones de euros).

El presidente del Banco Nacional, Nils Bernstein, señaló en rueda de prensa que el colapso del Roskilde Bank constituía una 'amenaza grave' para la estabilidad financiera del país, ya que podía 'contagiar' a otros bancos.

Bernstein criticó además la 'permisiva' cultura crediticia del Roskilde Bank, que ayer suspendió de forma temporal la cotización de sus acciones en la Bolsa de Copenhague, como una de las causas principales de su crisis.

El vicepresidente y ministro de Economía danés, Bendt Bendtsen, respaldó la decisión del Banco Nacional para asegurar la 'estabilidad financiera' de Dinamarca en un momento de intranquilidad en los mercados internacionales. El actual director ejecutivo del Roskilde Bank, Søren Kaare Andersen, seguirá en su puesto, aunque el banco cambiará de nombre y permanecerá bajo control de las autoridades financieras hasta conseguir sanearlo.

EL COSTE AL ERARIO

La operación está cifrada en unos 5.000 millones de euros, incluida también la deuda asumida por el Roskilde Bank. El supervisor danés ha anunciado que inyectará 644 millones de euros para poder garantizar la liquidez de la entidad y evitar problemas.

Newsletters

Inscríbete para recibir la información económica exclusiva y las noticias financieras más relevantes para ti
¡Apúntate!

Archivado En

_
_