Inflación

Los costes laborales crecen un 5,4% hasta marzo, el mayor ritmo en cinco años

Los costes laborales no se escapan de la inflación y de las revisiones al alza de los salarios. El índice armonizado del primer trimestre muestra que los costes han crecido al 5,4% en el primer trimestre de 2008 respecto al mismo periodo del año pasado. Pero el repunte en los precios no es el único factor para la subida, también hay que contar con los efectos de la desaceleración sobre los trabajadores más vulnerables del mercado.

Las altas tasas de crecimiento de la inflación, tienen efecto colaterales. Dos de ellos, son las revisiones al alza de los sueldos y el incremento de los costes laborales, que finalmente pueden afectar a la competitividad.

El repunte de la inflación hasta el 4,6% en mayo y el consecuente incremento salarial pactado en convenios (3,43% hasta mayo) se traslada al coste por hora trabajada, que creció al 5,4% en su versión desestacionalizada (descontando los efectos de calendario como la Semana Santa). El índice de coste laboral armonizado, en la versión sin desestacionalizar, creció todavía más, a un 8,4%.

Por sectores, la industria extractiva, la construcción y el transporte son los que más han crecido. En el lado contrario se sitúa la educación, la intermediación financiera, la hostelería y el comercio. Este coste por hora trabajada tiene una tendencia ascendente desde el cuarto trimestre de 2005. El último dato es, además, el mayor desde el primer trimestre de 2003.

Los costes han crecido más en la industria extractiva y la construcción

El índice armonizado es una medida del coste laboral por hora trabajada comparable con la de otros países europeos. Incluye los costes salariales (tanto remuneraciones ordinarias como pagas extras), las percepciones no salariales (como pagos por incapacidad, desempleo o despido), las cotizaciones no salariales y otros beneficios como las ayudas de transporte. El armonizado se envía a Eurostat para la elaboración de la media europea, que en el anterior trimestre se situó en el 3,5% en los 27 países y en un 2,7% en la zona euro.

El índice sirve también como avance de los datos de la encuesta trimestral de coste laboral que el Instituto Nacional de Estadística (INE) publicará el próximo martes. La anterior encuesta situaba el coste medio por trabajador y mes en 2.405 euros, un 4,5% más que el anterior año. Fue la parte no salarial de los costes (cotizaciones a la Seguridad Social y despidos) la que más creció, un 5,3%. Habrá que esperar a los datos de la encuesta para comprobar cómo la desaceleración está afectando a estos gastos no vinculados a los sueldos a través de las indemnizaciones.

El profesor de la Universidad Carlos III, José Ignacio Pérez Infante, explica que las razones para este aumento en el coste por hora tiene dos explicaciones. Por un lado, apoya la tesis de que el incremento del coste por trabajador viene causado, en parte, por las revisiones salariales tras el repunte de los precios. La otra causa es la reducción de las horas trabajadas. En el diálogo social 'históricamente' se ha venido reduciendo la jornada, a lo que hay que restar las horas que se hayan dejado de hacer por la crisis.

El desempleo de los trabajadores más baratos

La desaceleración actual podría ser otro de los motivos para que aumente el coste laboral por hora trabajada. Primero por el crecimiento de los gastos por despidos y prestaciones. Pero también, como advierten desde el gabinete económico de CC OO, por 'la expulsión de los trabajadores más baratos' del mercado laboral. La crisis se ha cebado con sectores intensivos en mano de obra como la construcción, 'con mucho empleo temporal, bajos salarios y poco productivos'.Si las empresas se han desembarazado de la mano de obra más fácil de despedir, la de menores salarios, los costes medios aumentan.El diagnóstico es compartido por el profesor de Economía, Pérez Infante, quien recuerda que en los últimos años mujeres e inmigrantes se han incorporado en gran número al mercado de trabajo, pero con una alta tasa de temporalidad. 'Es lógico que sean los primeros expulsados', por lo que el coste bruto medio será mayor.

Archivado En