æscaron;ltima

Los bancos dan la batalla contra la suplantación de personalidad

A 6.000 euros de media por víctima, el robo de identidad supone el 44% de las estafas cometidas en España

Los bancos dan la batalla contra la suplantación de personalidad
Los bancos dan la batalla contra la suplantación de personalidad

Lo de casarse no entraba en sus planes. Pero un buen día la llamaron del Registro Civil para advertirle de que no podía pasar por vicaría una segunda vez. ¿Poligamia? Robo de identidad. A esta vecina de Picassent (Valencia), que prefiere permanecer en el anonimato, le sustrajeron el DNI y otra mujer suplantó su personalidad en el año 2006. Pagó compras, abrió una cuenta bancaria y protagonizó dos matrimonios de conveniencia. Todo un negocio.

Este tipo de infracciones va en aumento en los últimos años. La usurpación de identidad es el delito económico que más aumentó en los últimos años, según revela la aseguradora de tarjetas CPP. El fraude en la financiación del consumo reportó pérdidas por valor de 232,3 millones de euros durante 2007, según la Asociación de Establecimientos Financieros (Asnef). El 44% de esos delitos fue cometido mediante identidades falsas, usurpadas o a través del acceso a contraseñas personales. De representar el 0,50% del riesgo de los hogares en 2006 pasó a duplicarse en 2007, hasta el 1,02%.

Contra esas alarmantes estadísticas, las entidades bancarias reafirman su pelea. Y en épocas de intenso flujo administrativo y de movimientos bancarios, como son estas fechas de la presentación de la declaración de la renta, se vuelcan en dar la batalla contra el fraude. Un asunto de su particular interés, al ser éstas quienes soportan los costes de reparar esos desmanes. Con el agravante, para el consumidor, de que además de ver que su cuenta bancaria se vacía como por arte de magia -muchas veces sin entender qué está sucediendo-, se ven abocados a emprender una ardua lucha para demostrar honradez ante las deudas contraídas en su nombre.

El fichero Veraz, que gestionan Asnef y Equifax, informa a las entidades de los delitos cometidos contra sus clientes para prevenir nuevas infracciones

Desde el servicio de Prevención del Fraude de Asnef bregan por disgregar morosidad de fraude. Junto a Equifax, gestionan un fichero en el que la víctima se registra voluntariamente para prevenir a las entidades asociadas (Veraz Persus, www.persus.es). æpermil;stas, por su parte, intercambian información de operaciones que consideran sospechosas a través del archivo Veraz Fodi. Incluso se ponen sobreaviso si identifican números que consideran incongruentes, 'para que los estafados no sean incluidos en un fichero de morosos', explica Fabián Zambrano, responsable de Prevención de Asnef.

Incluye unos 1.000 particulares y cerca de 30 de las 74 entidades agrupadas. Gracias a Veraz, Asnef y Equifax pretenden complementar los métodos de lucha contra el fraude. La policía carece de medios para divulgar la comisión de estos delitos. No obstante, pretenden 'estrechar lazos con las fuerzas de seguridad', anuncia Zambrano. Desde 2007, la policía colabora con Asnef informando a las víctimas de la existencia del fichero Veraz.

Con todo, las entidades admiten la necesidad de fomentar el compromiso de organismos y administración con el sistema. Y eso porque, como destaca desde el anonimato uno de sus asociados, 'coloca a entidades y fuerzas de seguridad en un frente común'.

De hecho, Asnef suscribió el pasado 2 de junio un acuerdo de colaboración con el Consejo General del Poder Judicial para que los jueces dispongan de acceso a sus datos de morosos, ficheros antifraude y de solvencia patrimonial.