Pinchazo inmobiliario

El Gobierno apuesta por las infraestructuras para absorber el paro en la construcción

El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, afirmó hoy que el Gobierno ¢dará prioridad a las infraestructuras¢ como fórmula para compensar los efectos de la desaceleración económica y el parón inmobiliario, y absorber el desempleo que se genere en la construcción.

En una entrevista a Punto Radio que recoge Europa Press, el titular de Trabajo confió en que ¢parte de los desempleos que se producen en la construcción pueden ser absorbidos por el mayor aumento de la construcción en las infraestructuras¢.

Corbacho reconoció que ¢el sector de la construcción está afectado¢ por la desaceleración, pero resaltó que ¢hay otros sectores que están emergiendo y generando nuevos empleos¢, al tiempo que incidió en la alta responsabilidad de los sindicatos para superar la situación junto a la patronal.

Diálogo social

¢Sin dejar de poner el acento en la reivindicación sobre el tema salarial y del empleo, creo que las organizaciones sindicales y la patronal entienden que esta coyuntura la debemos superar mediante el diálogo¢, dijo.

En este escenario, constató la predisposición desde las organizaciones sociales da emprender el diálogo con el Gobierno lo antes posible y fijar algunas propuestas concretas ¢que nos hagan caminar hacia la superación de situación de desaceleración económica¢.

¢Sería absurdo negar que la construcción y la producción de vivienda de renta libre ha caído en picado y eso ha afectado de manera directa a los empleos del sector, pero fíjese, hay posibilidad de recorrido en el sector de la construcción¢, consideró.

Más innovación

A su parecer, es necesario aprovechar la desaceleración para innovar y hacer una economía más productiva, en el que la construcción ¢no vuelva a tener un papel preeminente¢, tras más de seis años generando muchos beneficios a corto plazo.

Corbacho indicó que el menor crecimiento económico provoca menor necesidad de mano de obra inmigrante, centrada en funciones estacionales como la vendimia, lo que podría cambiar en los próximos dos años, una vez superada la desaceleración.

Al mismo tiempo, insistió en la necesidad de que esta fuerza laboral cuente con contrato para que España se convierta en dinamizadora de una política de controles fronteriza. ¢En este país todos los inmigrantes que hagan falta y uno más, pero todos con contratos¢, resaltó.