Internet

El ultimátum de Microsoft a Yahoo se agota

El consejero delegado de Microsoft, Steve Ballmer, advirtió este viernes al consejo de Yahoo que si no hay acuerdo y mantienen el rechazo a la opa, presentarán directamente la oferta a los accionistas de la empresa de internet. Durante un coloquio celebrado en Madrid, el directivo estadounidense citó a Apple, Google y al llamado código abierto como los grandes rivales de su empresa.

El ultimátum de Microsoft a Yahoo se agota
El ultimátum de Microsoft a Yahoo se agota

El plazo de tiempo para que el consejo de Yahoo decida 'termina este fin de semana', dijo el viernes el consejero delegado de Microsoft, Steve Ballmer. En un almuerzo organizado por la APD en Madrid, el directivo indicó que todavía contaba con 24 horas para tomar una decisión. 'Tengo tiempo en el vuelo de regreso a casa', bromeó el ejecutivo que en su visita a Madrid tuvo tiempo de reunirse con César Alierta, presidente de Telefónica, con la ministra de Ciencia e Innovación, Cristina Garmendia, y de firmar un acuerdo el Ministerio de Industria, HP y La Caixa para la difusión de iniciativas tecnológicas.

Ballmer, que fue presentado por el presidente de BBVA, Francisco González, reiteró que la oferta es 'bastante generosa' y por enésima vez, advirtió que Microsoft está dispuesta a dar la palabra a los accionistas de Yahoo y sean ellos los que decidan. La oferta de 31 dólares por acción, la mitad en efectivo la mitad en títulos, supone una prima del 62% en relación al precio de cierre de la sesión previa al lanzamiento de la opa.

Microsoft propondría sus candidatos a entrar en el consejo de la firma de internet de cara a la próxima junta. Los estatutos de Yahoo obligan a que sus consejeros renueven el cargo año a año. Así, la firma de Bill Gates esquivaría al consejo que lidera Jerry Yang que, hasta ahora, ha rechazado la oferta al considerarla que infravalora sus activos.

MICROSOFT 137,78 0,59%

Aunque no es la única opción. El director financiero de Microsoft, Chris Liddell, había asegurado unas horas antes que no descartaban retirarse. Y afirmó que están preparados para crecer de forma orgánica en internet sin Yahoo. Aunque, diversos analistas han puesto en duda la capacidad de Microsoft de crecer sin la fusión, recordando que su filial online (MSN) aumentó sus pérdidas de 171 a 228 millones de dólares en su tercer trimestre fiscal.

El ultimátum está a punto de concluir. Ballmer no ha parado de repetir que no subirán el precio. Quizá tiene motivos. Pese a los flirteos con Warner, Google y News Corp, Yahoo no ha sido capaz de articular una alternativa. Pero, en el mercado no se descarta que Microsoft mejore la opa bien elevando el precio, bien aumentando la parte en efectivo para convencer al consejo de Yahoo y contentar a los accionistas, que en cerca de un 80% lo son también de la propia empresa de Gates. Una fusión amistosa facilitaría la integración para plantar cara, cuanto antes, a Google.

Google, Apple y el código abierto, los principales competidores

Ballmer indicó que los mayores rivales de Microsoft son Google, Apple y el código abierto. Con respecto a la firma de la manzana, dijo que de los más de 2.000 millones de móviles que se venden en el mundo al año, sólo entre cinco y diez millones son iPhone. 'Apple ha optado por vender menos volumen con mayor margen y nosotros al contrario', dijo Ballmer, quien añadió que su móvil es un HTC con Windows Mobile.

El directivo también admitió que la competencia en el mundo del software es cada vez mayor. Sus palabras venían pocas horas después de que Microsoft reconociese una caída de las ventas del 23% en su división de clientes, donde se incluyen Windows y Office, hasta 4.025 millones de dólares. Aunque la bajada era esperada (el año pasado tuvo unos ingresos deferidos de 1.600 millones derivados de las garantías aportadas en el lanzamiento de Vista), las cuentas no gustaron nada a las bolsas. Los títulos de Microsoft cayeron el viernes un 6,2%. Los directivos del gigante del software señalaron que disponen de datos internos que muestran que las ventas de PC son inferiores a las anunciadas en los últimos días por diversos fabricantes de equipos.