Inmobiliaria

Los visados de obra nueva caen en 2007 a su nivel más bajo desde 2003

Los visados de obra nueva para uso residencial en España alcanzaron las 651.427 unidades al cierre de 2007, lo que supone un descenso del 24,7% respecto a 2006 y la cifra más baja de los últimos cuatro años, según datos del Ministerio de Fomento.

Así, hay que remontarse hasta el año 2003, cuando se contabilizaron 636.332 unidades, para encontrar un nivel de visados inferior.

Las cifras no han parado de crecer desde entonces alentadas por la bonanza del sector residencial. Los visados tramitados ascendieron a 687.051 en 2004, 729.652 en 2005 y 865.561 en 2006, año en que se alcanzó un récord histórico.

La caída registrada en 2007 se debió principalmente al menor número de visados que los Colegios de Arquitectos concedieron para viviendas nuevas unifamiliares, al concentrar éstas una disminución del 39%, hasta 101.152 unidades. Por su parte, los visados para viviendas familiares en bloque descendieron un 21,3% en este periodo, hasta 550.093.