_
_
_
_
_
Oferta electoral

IU propone gravar más las ganancias de la banca superiores al 15%

El candidato de Izquierda Unida, Gaspar Llamazares, propuso ayer como oferta electoral para los comicios del 9-M un gravamen específico sobre los beneficios extraordinarios de las empresas financieras, consistente en incrementar del 30% al 35% el tipo general del impuesto de sociedades. El gravamen contaría con una recargo adicional cuando estos beneficios anuales crezcan tres veces más que el IPC, 'en torno aproximadamente al 15%'.

En rueda de prensa en la sede de su organización, añadió que algunas empresas superan con creces esos beneficios, con aumentos superiores al 15% por año. El redactor del programa de IU, Pedro Chaves, añadió que este mismo año podría entrar en vigor la medida. Afectaría a las empresas con domicilio fiscal en España.

Según Llamazares, este impuesto serviría para cambiar el modelo de desarrollo y para 'proteger a los afectados por el cambio de ciclo económico'. 'Algunas de las grandes empresas financieras españolas han cotizado en el último año a Hacienda en un porcentaje inferior a un funcionario del grupo B, por debajo del 18%', denunció.

El dirigente de IU insistió en que a lo largo de este periodo largo de crecimiento económico se han producido beneficios 'extraordinarios en empresas españolas, por ejemplo en algunos casos de más del 20% acumulativo anual, mientras los salarios apenas mantenían su poder adquisitivo'.

Añadió que hay empresas que cotizan en el Ibex que han logrado beneficios con un crecimiento del 30% anual, y beneficios de la banca del 50% anual acumulativos. Por eso, consideró 'preciso que estos beneficios se redistribuyan y permitan afrontar el cambio de ciclo y la crisis'.

El líder de IU evitó dar cifras concretas de lo que se podría recaudar con este impuesto, pero puntualizó que 'podría estar en torno a lo que el Gobierno se propone devolver a los ciudadanos, 'unos 5.000 millones'.

A desarrollar una política de inmigración

Llamazares se refirió también a la oferta del PP de un contrato de integración para los inmigrantes. En su opinión, la política de inmigración en España 'está por desarrollar'. 'La derecha, que lo sabe, usa esta carencia para enfrentar a los españoles con los inmigrantes', subrayó.Para Llamazares, hay que modificar las políticas laborales, hacer emerger la economía irregular, y mejorar los contratos con empleo de calidad. 'Y avanzar en acogida y convivencia, respetando los derechos humanos y sin alentar una fractura entre trabajadores españoles e inmigrantes'.

Archivado En

_
_