Resultados

Ryanair gana un 20% más en los primeros 9 meses, pero su beneficio del cuarto trimestre baja

La aerolínea irlandesa de bajo coste Ryanair obtuvo en los nueve primeros meses de su año fiscal un beneficio neto de 454 millones de euros, un 20,6% más que en 2006, aunque en el último trimestre el beneficio se redujo, por primera vez desde hace más de año y medio.

Si se descuentan unos ingresos extraordinarios procedentes de la venta de cinco aviones, el beneficio de ese tercer trimestre (de octubre a diciembre de 2007) fue de 35 millones de euros, un 27% menos que en el mismo período de 2006, según las cuentas remitidas hoy por la aerolínea al regulador bursátil londinense.

Con este mismo método de cálculo ajustado al efecto, el beneficio neto de Ryanair se situó en los nueve primeros meses en 442 millones, un 17% más que el año pasado.

El consejero delegado de la compañía, Michael O'Leary, indicó en un comunicado que el sector europeo de las aerolíneas está entrando en un ciclo bajista como consecuencia del incremento del precio del petróleo, de una menor demanda y de un debilitamiento de la libra (el mercado británico supone más de la mitad de los ingresos de Ryanair).

Los ingresos procedentes de las operaciones continuadas ascendieron hasta final de diciembre a 2.123 millones de euros, mientras que los costes operativos fueron de 1.618 millones, lo que deparó un beneficio operativo de 505 millones.

El precio del combustible, que supone un 36% de los costes operativos de Ryanair, creció un 14% respecto a 2006.