CincoSentidos

Los españoles ya se miran el bolsillo

Las previsiones de compra de los españoles caen y su optimismo baja ligeramente, según un estudio

Los españoles ya se miran el bolsillo
Los españoles ya se miran el bolsillo

La climatología económica anuncia negros nubarrones en el horizonte y los españoles se preparan para el temporal desplegando el paraguas del ahorro. æpermil;sta es la conclusión del estudio del Observador Cetelem 2008 sobre percepciones económicas y comportamiento ante el consumo, que este año analiza las intenciones de compra de 13 países europeos.

El informe muestra que en España el gasto pierde ocho puntos con respecto al ahorro. Sin embargo, el saldo consumo/ahorro, del 42%, sigue siendo positivo: así, aún son mayoría los encuestados que afirman que aumentarán su consumo este año (65%) que los que se dedicarán a ahorrar (el 23%). Por primera vez, el país se sitúa por debajo de la media europea en intención de consumo: un 65% de los españoles dice que lo aumentará este año, frente al 71% del conjunto de los países consultados.

Además, los resultados muestran una España desanimada, aunque no deprimida: junto a Gran Bretaña y la República Checa es uno de los tres países analizados cuyo estado de ánimo para 2008 decae con respecto al año anterior. La confianza que los españoles tienen en el futuro baja dos décimas: de 5,5 a 5,3 (en una escala sobre 10). España pasa así de ser el segundo país europeo más optimista a ocupar la séptima plaza.

Con dos décimas menos, es uno de los tres países cuya confianza en el futuro disminuye

Bélgica, Francia y Rusia representan la otra cara de la moneda, con una nota de 6,4, 5,8 y 5,6, respectivamente. El estudio destaca el caso belga, líder 'contra viento y marea, pese a una situación política algo confusa', y se pregunta si se trata de un 'verdadero despegue o de optimismo cultural'. En el caso de Francia, el informe achaca el entusiasmo de sus habitantes al 'cambio político' experimentado con la llegada de Sarkozy.

A pesar de todo, España se mantiene todavía por encima de la media europea, que logra un aprobado muy raspado (5,1). Pero esta cifra supone un aumento de dos décimas con respecto al año pasado. Por tanto, los europeos afrontan 2008 con más optimismo que cuando empezaron 2007. Existe, además, una clara tendencia a la convergencia entre los países del Este y los occidentales.

El informe sobre consumo del Observador Cetelem se publica desde 2002 y está basado en 10.000 encuestas realizadas en 13 países: Alemania, Bélgica, Eslovaquia, España, Francia, Hungría, Italia, Polonia, Portugal, Reino Unido, República Checa, Rusia y Serbia, que se ha incorporado este año al estudio. Según este documento, España inicia una nueva etapa de moderación y prudencia, debido a la subida de los tipos de interés hipotecarios y al fuerte incremento de los productos básicos en la cesta de la compra. Por sectores, los más afectados en el mercado español son los del automóvil y la vivienda. Este última, por ejemplo, pierde cinco puntos y baja hasta el 7% en intención de compra. El único sector en alza es el de los electrodomésticos de gama blanca.

'Los españoles prevén tiempos más difíciles, donde la prioridad será la vuelta al ahorro después de años de euforia consumista', resume el informe. Es hora, pues, de apretarse el cinturón y esperar a que vuelva a lucir el sol en el planeta de la economía.

Sectores: el entretenimiento y los coches, cara y cruz del crecimiento futuro

El automóvil pierde gasolina .

El sector del automóvil será uno de los más afectados por la moderación consumista. En España pierde cinco puntos y baja del 15% al 10% en intención de compra. El aumento del precio del petróleo, la saturación del parque de vehículos y la desaparición de ayudas gubernamentales para renovar vehículos envejecidos, como el Plan Prever, explican esta ralentización. Según el informe, las matriculaciones de vehículos nuevos bajarán del 1.600.000 de 2007 a 425.000 en 2010. Las motos presentan un panorama más radiante: en España la intención de compra es del 7%, la más elevada de Europa. Reino Unido, Francia y Alemania encabezan la lista de países decididos a comprar un vehículo este año.

El ocio y los viajes, los favoritos de Europa.

La compra preferida por los europeos sigue siendo la destinada al ocio y los viajes, aunque este sector retrocede un ligero punto en intención de compra, ahora del 44%. Las únicas excepciones son Polonia, Eslovenia y Rusia, cuyos habitantes prefieren gastarse el dinero en comprar productos destinados a las reformas del hogar que en ocupar su tiempo libre. En España, es el sector líder: el 37% de los ciudadanos destinará parte de su presupuesto al ocio, aunque esta cifra ha bajado diez puntos desde el año pasado.

La buena salud del televisor y la lavadora.

El Observador Cetelem destaca la progresión de los sectores de gama blanca (lavadoras, lavavajillas...) y de gama marrón (televisores, minicadenas...). El primero de ellos es el único sector cuya intención de compra para este año aumenta en casi todos los países, con la excepción de Reino Unido, República Checa y Rusia. España es el segundo lugar que más gasta, tras Serbia, en una comparación por hogar con rentas equivalentes. El mercado de gama marrón también conserva buena salud, estimulado sobre todo por las ventas de televisores de pantalla plana. En España, no obstante, baja dos puntos en intención de compra.

El motor del desarrollo económico.

'El mercado del crédito al consumo es uno de los principales motores del desarrollo económico', afirma el informe del Observador Cetelem. El documento destaca la importante progresión de Rusia y Polonia, con un aumento del 81,3% y del 55,3%, respectivamente. Alemania y Gran Bretaña representan casi el 50% del mercado europeo de préstamos personales, y España ocupa la cuarta plaza, con un 9,5%. Sin embargo, Cetelem estima que el crecimiento español disminuirá: en 2008 será de entre el 8% y el 10%, frente al 14% de 2007.