Informe

Moscú, la ciudad más cara para trabajar

Moscú y Londres son las dos ciudades más caras donde vivir para cualquier empleado de una empresa o una organización internacionales, según un informe sobre el coste de la vida publicado hoy por Mercer Human Resource Consulting. Si se toma como baremo el coste de la vida en Nueva York con un índice de 100, a Moscú le corresponde un índice de 134.4 y a Londres, 126.3, por delante de Seúl (122.4), Tokio (122.1) y Hong Kong (119.4).

La capital británica, que ocupaba el quinto lugar el año pasado, ha saltado al segundo puesto debido al encarecimiento de la vivienda tanto de propiedad como en alquiler y a la fortaleza de la libra esterlina frente al dólar estadounidense, según explica el informe.

Las siguientes posiciones las ocupan Copenhague (110.2), Ginebra (109.8), la japonesa Osaka (108.4), Zúrich (107.6), Oslo (105.8), Milán (104.4), San Petersburgo (103) y París (101,4). Más baratas que Nueva York, que ocupa el puesto decimoquinto, son Dublín (99.6), Tel Aviv (97.7), Roma (97.6), Viena (96.9) y Pekín, que está en el vigésimo puesto con un índice de 95.9.

Madrid y Barcelona escalan puestos

Madrid figura en la posición vigésimo sexta con un índice de 92.1 frente al puesto 53 que ocupaba en el 2006 mientras que Barcelona está en trigésimo primera posición con un índice de 89.2 tras haber ocupado hace un año el puesto 56.

Entre las ciudades alemanas, la más cara es Múnich, con un índice de 87.6, seguida de Frankfurt - 87.6- mientras que Bruselas ocupa el puesto 44 con un índice de 86,5 por delante de Abu Dhabi (Emiratos Arabes Unidos), empatada con Berlín y Düsseldorf con un índice de 85.9.

Las ciudades estadounidenses incluidas en el informe perdieron posiciones por la caída del valor del dólar frente al euro, y así Nueva York dejó de figurar entre las diez primeras mientras que Los Ángeles cayó del puesto 29 al 42 y Washington DC ni siquiera aparece entre las 50 primeras.