Los analistas temen que la entrada de Enel suponga la retirada de la OPA de E.ON.

Los analistas temen que la entrada de Enel en el capital de Endesa, que ha dado orden para adquirir en el mercado acciones de la eléctrica española por hasta un 10% de su capital a un precio de 39 euros por acción, suponga la retirada de la Oferta Pública de Adquisición de acciones (OPA) de E.ON

La jefa de análisis de Self Trade Bank, Alicia Jiménez, afirmó que si se confirma la entrada de Enel Endesa, incluso un posible acuerdo con Acciona, E.ON podría terminar por abandonar su Oferta Pública de Adquisición de acciones (OPA) sobre la eléctrica española.

Jiménez señaló que el precio de 38,75 euros por acción ofertado por E.ON significa pagar "mejor que bien" los títulos de Endesa, y dudó de que este movimiento favorezca los intereses de los accionistas, pues es "más que probable" que si se dificulta la eliminación de las limitaciones de voto en la próxima junta de accionistas de Endesa, "E.ON termine por marcharse".

Valorando el precio pagado por Enel, de 39 euros por acción, Jiménez señaló que "ir por encima de los 38,75 por título ofertados por E.ON solo entorpece el proceso normal de mercado".

Endesa cerró hoy en bolsa con una caída del 0,88%, hasta los 38,12 euros por acción, en una jornada donde el Ibex 35 cayó un 3,01% (el mayor descenso desde marzo de 2004), tras cotizar entre un máximo de 38,49 euros por acción y un mínimo de 38,12, y negociar 23,2 millones de títulos por valor de 887,9 millones de euros.

Previsible caída de las acciones de Endesa

El socio de Analistas Financieros Internacionales Arturo Rojas calificó de "sorprendente" la entrada de Enel en el capital de Endesa, y llamó la atención sobre el riesgo de que E.ON opte, tras este último movimiento, por abandonar su OPA, lo que sería un "mal asunto para los accionistas de Endesa, que previsiblemente verían caer el precio de sus acciones".

Rojas indicó que la valoración de Endesa en bolsa recoge el atractivo de la oferta de E.ON, su posible retirada podría ser positiva para su valoración bursátil, pues se situaría "fácilmente" en el entorno de los 115 euros por acción, frente a los 103,25 con que cerró hoy.

En cualquier caso, Rojas precisó que la entrada de Enel podría tener también por objetivo estar en Endesa con E.ON como gestor, como "buena inversión bien gestionada", pero en el caso concreto de Enel este movimiento parece "extraño", a pesar de las buenas relaciones que siempre ha tenido con Endesa.

En el caso de que Enel entre con el objetivo de bloquear a E.ON y quedarse con Acciona en el capital, Rojas afirmó que podría ser una "solución a corto plazo, pero no sostenible" pues muchos grandes accionistas con participaciones no mayoritarias supondrían una "extraña combinación" y reflejaría conflictos de interés.