Alex Martínez Roig

'El espectador de pago es el futuro'

Está contento porque la oferta de programas de Digital+, según explica, ha calado en los espectadores. Y eso se traduce en cifras: la plataforma ha alcanzado los dos millones de hogares abonados

Barcelonés, de 47 años, se ocupa del diseño, la creación y el desarrollo de las ofertas de la televisión de pago de Sogecable. Su trayectoria profesional ha estado ligada prácticamente desde sus inicios al grupo Prisa. Comenzó su carrera en Radio Barcelona (SER) y formó parte del equipo fundacional de El Periódico de Catalunya. En 1982 se incorporó a El País como subjefe de la sección de deportes, en la redacción de Barcelona. Desde 1987 hasta 1993, ya en Madrid, dirigió como redactor jefe la citada sección. En 1993 puso en marcha el suplemento Tentaciones, del que se encargó hasta ser nombrado redactor jefe de El País Semanal (EPS) a comienzos de 1994. Seis años más tarde fue nombrado subdirector de EPS.

Ha participado en toda la fase de lanzamiento del nuevo suplemento EP3, dirigido a los jóvenes y con ediciones en papel, internet y teléfono móvil. En 2004 fue nombrado subdirector de la edición dominical del diario El País. Hoy Martínez Roig está de enhorabuena: Digital+ ha superado la cifra de los dos millones de hogares abonados a su oferta de televisión multicanal. Esto significa que la plataforma cuenta con una audiencia potencial de 6,5 millones de espectadores.

¿Qué suponen estos datos cuando el mercado televisivo se ha endurecido tanto en los últimos tiempos?

Lo que nos dicen es que estamos haciendo bien las cosas. Es un trabajo de equipo. En algo tan cotidiano como es la relación con la televisión, que dos millones de hogares se hayan abonado significa que han decidido que la oferta que les ofrecemos les gusta. Y empieza a ser una opción más que compite con las cuatro grandes, Televisión Española, Telecinco, Antena 3 y la Forta Federación de Organismos de Radio y Televisión Autonómicos. Es una televisión que gana en tiempo y en calidad. Está hecha por y para la gente que nos gusta la televisión. Tiene un retorno mucho más satisfactorio debido al respeto que tenemos por las series, por la forma de programar el cine, que otras televisiones.

¿Usted ve la televisión?

Antes la veía mucho más. Ahora me ocupo de ver lo que ofrecemos para intentar que nuestra calidad sea máxima. Siempre he visto bastante la televisión, y ahora me dedico a ello. Soy una persona afortunada que ha tenido siempre la suerte de hacer lo que le gusta.

¿Qué perfil de espectadores tiene Digital+?

El espectador de pago es el espectador del futuro. Es activo, elige, no se le dirige. Tiene capacidad para decidir y seleccionar lo que quiere ver. No acepta imposiciones, es exigente y paga. Por ello hay que estar siempre a la última.

¿Es lo que les exige ser permanentemente creativos?

La creatividad es algo que tenemos presente, pero también estamos atentos a todo lo que acontece a nuestro alrededor. Tenemos un apartado de clientes muy importante, como son los niños. Somos la única cadena que tiene una oferta infantil garantizada; además, al estar solos lo hacemos mejor.

Tener competencia también es bueno, ¿cómo cree que quedará el mapa audiovisual en un futuro?

La televisión generalista va a ir perdiendo cuota a medida que se vaya implementando la televisión digital terrestre y que haya una relación más madura de la gente con la televisión de pago. En España va a ocurrir lo que ha sucedido en Estados Unidos con la televisión generalista, que tiene una audiencia baja, y la oferta se convierte en nichos. La audiencia grande se va repartiendo, y lo que va apareciendo es una audiencia más pequeña. Vamos hacia un modelo menos de gran almacén y más de tienda de barrio.

'No sentimos tanto la presión de la audiencia'

Asegura que desde que no vive el periodismo diario lleva una vida mucho más ordenada. Domina sus horarios y afirma que en las casi tres décadas que lleva como profesional ha tenido la gran suerte de divertirse. Ahora, en la televisión de pago de la cadena de Sogecable también dice sentirse afortunado por los retos que tiene por delante. 'Desde que nació Cuatro, estamos en fase de ordenar la oferta de Canal+, de ponerla más en valor, de generar un espacio más creativo, alejado de las grandes audiencias y donde los profesionales con talento puedan ofrecer su mejor rendimiento, sin tener que sentir tanto la espada de Damocles de la audiencia'.

Según Martínez Roig, el gran talento narrativo se encuentra, en estos momentos, en las series de televisión y no en el cine. Como novedad, y para intentar recuperar la complicidad con los abonados, han realizado una encuesta sobre sus preferencias.

En esta línea, el fin de semana del 20 al 22 de octubre se abrirá toda la plataforma a los abonados y se emitirá el partido del Real Madrid y el Fútbol Club Barcelona en abierto. En cuanto al cine, también habrá algún cambio. 'La oferta que tenemos es poderosa, espectacular y necesitamos ponerla en valor'.

'Se debe ser rentable para ser libre'

Su carrera profesional ha tomado un nuevo giro, ¿cómo es la transición del periodismo a la gestión?

Mi carrera no es ortodoxa. Yo empiezo en la sección de deportes, donde no tienes un camino a recorrer y donde está todo establecido. Pero mi periodo al frente de la sección de deportes de El País lo que hizo fue alimentar mi curiosidad y tener una mirada distinta, que es lo que te hace ser un poco diferente para poder saltar a la gestión. En deportes pisas la realidad de las emociones y eso te lleva a tener los pies en el suelo. Además, mi trabajo siempre ha sido muy versátil porque he pisado muchos territorios. Y al final, sabes de todo un poco, de política, de deportes, de la vida.

¿Qué es lo más difícil en su nuevo cometido?

Lo primero que tienes que saber es que debes ser rentable para ser libre. Se puede pasar a la gestión desde la información si se tienen los pies en el suelo, con el fin de conseguir rentabilidad para no tener las manos atadas. Antes, cuando me dedicaba al periodismo, tenía ideas que me las aplicaba yo mismo, pero ahora se las doy a otros. Cuando te dedicas a la gestión hay que ser sensato, pero también es necesario tener la libertad de atreverse, de cuestionar todo, de mirar cada cosa de manera distinta, con curiosidad. También tienes responsabilidad sobre la gente, que en este caso son 450 personas.

¿Cómo motiva a los profesionales que trabajan a su lado?

Cuando trabajas en medios de comunicación tiene que haber empatía. Es importante que la gente se sienta respetada para que yo también sea respetado. No creo ser un jefe dictador. Creo en el diálogo, en el aprovechamiento del talento a base de complicidad y de comunicación. A mí me gusta ponerme siempre en el lugar de la persona que tengo enfrente, ya sea directivo o becario. Al final trabajas con personas y hay que cuidarlas. Es la única manera de conseguir un rendimiento eficaz para ofrecer calidad, sobre todo ahora que existe, y va a existir, una mayor exigencia a la hora de producir entretenimiento de ficción.