La batalla energética

La CNE acepta la personación del Gobierno gallego en la opa de Eon

El consejo de administración de la Comisión Nacional de la Energía (CNE) acordó en su reunión del pasado jueves aceptar la personación del Gobierno gallego como parte interesada en el expediente de la opa de Eon sobre Endesa. La Xunta de Galicia ha alegado en su petición que tiene un 10% del capital de Reganosa, la regasificadora que se proyecta en Mugardos (Ferrol), y en la que la eléctrica opada participa también con un 21%. Las regasificadoras tienen la consideración de activo estratégico sobre los que la CNE debe velar en el análisis de una operación de concentración.

El consejo debatió si, al tratarse de una instalación en proyecto (comenzará a funcionar al año que viene) debía aceptarse o no la personación de la Xunta. Dado que había ya algún antecedente, el consejo la admitió. Sin embargo, la CNE no va a solicitar información al Gobierno gallego, evitando así que se prolongue la publicación del dictamen final, que el órgano regulador sigue estimando para antes del 15 de julio.

La decisión que la Comisión ha tomado de volver a pedir información al grupo alemán, que entregó el martes pasado los datos adicionales que se le habían pedido, vuelve a abrir un periodo de tiempo muerto de 10 días. No obstante, señalan fuentes internas, 'Eon no tiene por qué agotar el plazo' y, añaden, 'si quiere que el dictamen se resuelva pronto debe entregar con rapidez los datos solicitados'. Se trata de la información sobre las sinergias de la operación que se le habían solicitado ya en la última petición y que no ha dejado satisfecha a la CNE, según las mismas fuentes.

ENDESA 20,96 0,53%

En cualquier caso, en esta última petición, el regulador energético advierte a Eon que es la última vez que se le requerirán datos.

El informe de los técnicos sobre la opa está muy avanzado, si bien, el de la ponencia se mantiene en absoluto secreto por parte del consejero ponente, Jorge Fabra.

Estreno del Mibel

El Mercado Ibérico de la Electricidad (Mibel) entra hoy en vigor. A partir de este momento, se comenzarán a preparar las primeras transacciones entre España y Portugal, que podrían producirse en un mes, aunque el ajuste definitivo llegará dentro de dos años.