Aeropuertos

Del Pino deja una vía abierta a Macquarie en la compra de BAA

Ferrovial ha dejado abierta la vía para que Macquarie pueda convertirse, si lo reclama, en socio en la compra de BAA, primer grupo mundial de aeropuertos. El contrato de asesor que ha firmado el grupo australiano con la constructora carece de cláusulas que le impidan convertirse en miembro del consorcio comprador.

El conglomerado financiero australiano Macquarie, que ya es socio de Ferrovial en el negocio de aeropuertos y de autopistas, estudió lanzar una contraoferta por BAA, compañía dueña de los principales aeródromos británicos, como ya confirmaron fuentes conocedoras de esta operación. Fue antes de que Ferrovial presentase su oferta en firme el pasado día 7 y después de tener que admitir su interés por el propietario de Heathrow el 8 de febrero. Ahora tiene abierta la oportunidad de entrar en el consorcio comprador.

Ferrovial ha reservado la posibilidad de sindicar un 10% de su participación para dar entrada a 'uno o más inversores nuevos'. Y una opción sería el grupo australiano, con una potente filial de aeropuertos Macquarie Airports. Esta posibilidad queda abierta porque el contrato de asesor que ha firmado con el grupo constructor y de servicios pone limitaciones para lanzar una contraoferta, pero no para entrar en el consorcio de la mano de Ferrovial, según fuentes conocedoras de la operación. En el consorcio, el grupo constructor y de servicios que preside Rafael del Pino cuenta con un 64%, que se rebajaría a un 54% con un nuevo socio, mientras Caisse des Dépôts et des Placements du Québec tiene en torno a un 26% y un 10% el fondo de inversión GIC del Gobierno de Singapur.

Si bien, Macquarie puede desechar la opción de convertirse en socio comprador de Ferrovial porque no sería accionista principal en el consorcio, recuerdan fuentes del sector. Ferrovial no se ha pronunciado sobre posibles nuevos socios. En cualquier caso, el acuerdo que ha firmado Macquarie con la constructora le beneficia ya que le da una opción de compra del 21% del aeropuerto de Sydney y del 50% en Bristol (Reino Unido) que comparte con Ferrovial, lo que le permitiría reforzar su peso.

FERROVIAL 20,18 -0,98%

Tras la contraoferta en el aire de Goldman Sachs de 870 peniques (9.400 millones de libras, 13.600 millones de euros), BAA se acercó ayer a este precio al subir un 0,5%, hasta 864,5 peniques. Ferrovial ofrece 810 peniques, un 7% por debajo.

Empieza el trámite en Bruselas

Ferrovial notificó ayer a la Comisión Europea su oferta pública de adquisición de acciones (opa) sobre el gestor de aeropuertos BAA. Bruselas tiene hasta el 23 de mayo para decidir si le da su visto bueno, informa Europa Press. Al término de este plazo, puede autorizar la operación o bien iniciar una investigación en profundidad si observa problemas de competencia, que podrían resolverse con concesiones por parte de las empresas. Ferrovial 'confía' en que Bruselas autorice la opa 'en la Fase I', como señala el documento de la oferta en firme que presentó el 7 de abril. El consorcio está dispuesto a asumir todos los compromisos 'razonablemente necesarios en relación con activos no pertenecientes a BAA' -en alusión a activos en aeropuertos en manos del consorcio que puedan planteen problemas- con el fin de conseguir' esa aprobación.