Automoción

Seat presenta un ERE que afecta a 1.346 trabajadores

Seat ha presentado hoy un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que afecta a 1.346 trabajadores, según han informado fuentes sindicales y de la dirección de la compañía. Los despidos, que ya habían sido avanzados por la empresa como una posibilidad, afectan a la planta de Martorell (Barcelona), al centro de la Zona Franca de Barcelona y al almacén de recambios de la filial de Volkswagen.

Fuera del expediente, que se plantea como una manera de enfrentarse a la falta de producción prevista para este año y el próximo, quedan el Centro Técnico de Martorell, la filial Gearbox y las sociedades comerciales. A partir de ahora, se abre un período de consulta de un mes para intentar que las dos partes (sindicatos y dirección) alcancen un acuerdo, por lo que ERE se podría aplicar -en caso de no retirarse- hacia finales de diciembre.

El presidente del comité de empresa de Seat en Martorell, Matías Carnero, de UGT, calificó, de "barbaridad" la presentación del expediente y acusó a la dirección de la compañía de mantener una "postura intransigente".

MÁS INFORMACIÓN

El vicepresidente ejecutivo de Recursos Humanos de Seat, Ramon Paredes, contestó que el ERE es la "medida justa" para garantizar "la viabilidad y la competitividad futura" de la compañía. "En el sector del automóvil hay dos cosas que no perdonan: no tomar decisiones o tomarlas fuera del tiempo que corresponde. No queremos que esto nos ocurra", ha afirmado

La dirección de la compañía revisó en septiembre sus previsiones de producción a la baja en 13.000 unidades, por lo que terminará el año con una volumen de 387.000 turismos, casi 60.000 menos de los previstos a principio de año. Para afrontar la situación, la filial de Volkswagen ofreció a la plantilla la supresión del turno tarde de la línea 2 (en la que se fabrican los modelos Altea y el antiguo León) a partir del 7 de noviembre, donde trabajan alrededor de 800 personas. Además de reducir la jornada y el sueldo de los trabajadores de manera temporal, lo que causó el rechazo de los representantes sindicales.

Punto muerto

Ayer mismo, la dirección de Seat anunciaba que las negociaciones con los sindicatos se encontraban en un "punto muerto", y avanzaba que hoy presentaría "una alternativa" a su propuesta. Según los sindicatos, la empresa presenta el ERE para obligar a negociar a la centrales, táctica que ya utilizó en abril del año pasado para desbloquear las negociaciones del convenio colectivo. En aquella ocasión el expediente afectó a 415 trabajadores de la planta de Martorell (Barcelona) y finalmente fue retirado días después tras el desbloqueo de la negociación del convenio colectivo por parte de los sindicatos.

A la espera de que se concrete este escenario, los representantes de UGT, CC OO y CGT ya preparan una huelga de 24 horas en todos los centros productivos de Seat para el próximo jueves, 10 de noviembre, tres días después de la prevista eliminación de uno de los turnos de tarde de la planta de Martorell, lo que afectará a unos 600 trabajadores, que se sumarán a las 400 que ya descansan cada semana debido al descenso de la producción.