Economía alemana

Berlín contradice al FMI y asegura que la economía puede crecer un 2% en 2006

El ministro alemán de Economía y Trabajo, Wolfgang Clement, contradijo ayer al Fondo Monetario Internacional (FMI), que en sus últimas previsiones ha revisado a la baja el crecimiento económico de Alemania para 2006 en 0,7 puntos, al 1,2%.

'Estoy convencido de que el pronóstico publicado ayer es equivocado. Nosotros seguimos partiendo de la base de que el año próximo podremos alcanzar un crecimiento de entre el 1,5% y el 2%', señaló Clement en Berlín. Con la revisión a la baja del FMI, Alemania seguiría siendo en 2006 el país con el menor crecimiento del grupo de los siete países más industrializados.

El FMI basó su corrección en que Alemania es especialmente sensible a 'shocks externos como el alto precio del petróleo' debido a la debilidad de su demanda interna.

No obstante, el FMI sostiene que a medio plazo las reformas sociolaborales emprendidas por el gobierno de Gerhard Schröder acabarán dando un impulso a la economía.

Clement pidió que, cualquiera que sea, el gobierno que surja de las negociaciones de coalición que están llevando todos los partidos dé un impulso al proceso de reformas. Una buena base para continuar ese proceso podrían ser, según Clement, los acuerdos de la llamada cumbre para el empleo celebrada en marzo pasado entre Schroeder y la líder conservadora, Angela Merkel.

En aquella reunión se acordó, entre otras medidas, reducir el impuesto de sociedades y el de sucesiones empresariales. Con ello, Clement aludió indirectamente a la posibilidad de una gran coalición entre cristianodemócratas y socialdemócratas.