Italia

Bruselas respalda la actuación de Fazio en la opa sobre BNL

Las autoridades comunitarias de Competencia dictaminaron ayer que el Banco de Italia no discriminó al BBVA en la opa sobre la Banca Nazionale del Lavoro (BNL) y aplicó el 'principio de prudencia'. Esta inesperada resolución supone un nuevo revés para la entidad española, que el pasado julio decidió retirarse de la pugna por BNL.

El BBVA perdió ayer una de sus principales bazas en la operación de BNL, la sexta entidad de Italia. Aunque la entidad española decidió el pasado julio retirarse de la batalla por hacerse con BNL tras no conseguir el respaldo suficiente, algunas fuentes aseguran que estudia volver a pujar por la entidad italiana si la oferta lanzada por la aseguradora Unipol fracasa.

Sin embargo, la resolución de las autoridades europeas de ayer supone un jarro de agua fría para el BBVA. Tras evaluar las explicaciones del gobernador del Banco de Italia, Antonio Fazio, la comisaria de Competencia, Neelie Kroes, ha concluido que no ha habido trato discriminatorio hacia el BBVA en el caso de BNL. 'No hemos constatado acciones discriminatorias, ni concluido que las medidas del Banco de Italia no estuviesen fundamentadas en el principio de prudencia', señaló el portavoz de Competencia, Jonathan Todd.

Esta respuesta supone el cierre oficial de la investigación que Competencia estaba llevando a cabo sobre la posibilidad de que el Banco de Italia no hubiera respetado la normativa europea en materia de fusiones al condicionar el éxito de la opa del BBVA sobre la BNL a que el banco español se hiciera con más del 50% del capital.

Kroes había remitido una carta a Antonio Faizo el pasado 26 de mayo, en la que le pedía explicaciones sobre su actuación en esta operación. Bruselas dijo entonces que las condiciones exigidas por el Banco de Italia sólo podrían estar justificadas por 'razones de prudencia' si los bancos implicados carecían de la suficiente solidez financiera para garantizar una operación de compra viable. A pesar de la resolución de ayer, el portavoz de Competencia señaló que seguirán de cerca la evolución de los procesos judiciales que Fazio tiene abiertos por si surgen nuevos datos que hagan replantearse estas conclusiones. Además, el departamento de Mercado Interior, dirigido por Charlie McCreevy, sigue con su investigación sobre el sector bancario italiano, cuyo contenido publicará en un informe este otoño.

Entre tanto, Unipol continúa adelante con sus planes. El lunes, aprobó una ampliación de 2.600 millones de euros para afrontar la compra de BNL. Ayer, la aseguradora se apuntó una subida del 1,26% en Bolsa, mientras que el BBVA se dejó un 0,44%.

Un respiro para el cuestionado Fazio

Ayer fue un buen día para Antonio Fazio. La resolución hecha pública por las autoridades europeas de la Competencia respalda la tesis mantenida por el gobernador del Banco de Italia. Fazio, que la semana pasada aseguró haber seguido las leyes italianas y europeas 'escrupulosamente', se encuentra en el punto de mira desde que la prensa publicó sus contactos con la Banca Popolare Italiana. En estas conversaciones, Fazio animaba a la entidad italiana a que hiciera una contraoferta e impidiera a la holandesa ABN Amro hacerse con Antonveneta. Desde entonces, la silla sobre la que se sienta parece cada día más inestable.

Los rumores que señalan que el Gobierno de Berlusconi planea acabar con el carácter vitalicio del cargo de gobernador del Banco de Italia y reducirlo a ocho años se hacen más insistentes. Algunos miembros del Gabinete han dicho abiertamente que Fazio debería plantearse la dimisión. Y ya se barajan algunos nombres como posibles sustitutos. Uno de los mejor colocados parece el antiguo comisario de la Competencia Mario Monti.

Fazio y Nout Wellink, el gobernador del Banco Central holandés, hablaron ayer sobre el posible trato de favor en el caso ABN Amro. Se espera que, con ocasión de la reunión del consejo de gobierno del BCE que se celebrará el próximo jueves en Fráncfort, los dos gobernadores se encuentren. Entonces tratarán la actuación de Fazio en las opas frustradas sobre dos entidades italianas 'bien de forma oficial o no oficial', aseguró ayer un portavoz de Wellink.