Recomendaciones

Los valores pequeños superan a los del Ibex

Son los olvidados de las casas de análisis, pero brillan con luz propia. Ni siquiera los destellos de los principales valores del Ibex, que en las últimas semanas lideran el tirón de la Bolsa, han logrado deslucir su recorrido.

Son los olvidados de las casas de análisis, pero brillan con luz propia. Ni siquiera los destellos de los principales valores del Ibex, que en las últimas semanas lideran el tirón de la Bolsa, han logrado deslucir su recorrido. De hecho, los títulos de mediana y pequeña capitalización (generalmente menos de 3.000 millones de euros) han evolucionado mejor que el Ibex 35 en los cinco últimos ejercicios, en los que sólo este tipo de compañías han sido capaces de exhibir revalorizaciones puntuales de hasta el 200%. En lo que va de año, la subida media de las small caps, el término con el que se las conoce en el mundo financiero, prácticamente duplica a la de las 35 mayores, con un aumento del índice complementario -que reúne a todas las que cotizan en el mercado continuo salvo las 35 del Ibex- del 22,31% frente al 14,09% del principal índice de referencia.

Valores pequeños como Jazztel (con una subida del 135,29% en el año) y medianos como Antena 3 (52,12%) se encuentran entre los que más subieron del año, un ejercicio prolijo en noticias positivas para este tipo de empresas.

Pero ¿repetirá 2005 la historia de éxito? Los analistas creen que muchos títulos medianos y pequeños ofrecen todavía valoraciones atractivas, pero advierten de que después de varios ejercicios de subida se impone ser más selectivos que nunca porque, en conjunto, el recorrido es menor.

'Hay muchos valores medianos y pequeños que ofrecen rentabilidad por dividendo por encima del 4%'

En las carteras de los gestores se repiten nombres como Tubacex, Logista, Ence, Ebro Puleva o Fadesa y se incluyen otros tantos con potencial de revalorización como Banco Pastor, Cortefiel, Vidrala, Enagás, Viscofán, Campofrío, Barón de Ley, Iberpapel o Cie Automotive, entre otros.

Conviene, no obstante, la cautela. 'Las empresas medianas llevan cinco años haciéndolo mejor que las del Ibex. Si hiciéramos una media simple nos saldría una mejora diferencial del 15,5% cada año. Pero este ritmo puede no ser duradero. Podríamos estar ante un agotamiento del ciclo', alerta Jaime Puig, de Gaesco.

'El año empezó con un fuerte descuento frente al Ibex, pero en 2005 la diferencia será menor. Empezamos ya a encontrar compañías en el Ibex más baratas que algunas del índice complementario', señala José Joaquín Mateos, director de renta variable de Barclays. Este analista recomienda seguir buscando empresas 'que ofrezcan un valor diferencial por sus exitosos procesos de reestructuración y gestión, su capacidad para generar caja y crecer vía adquisiciones o que puedan verse beneficiadas por determinados procesos regulatorios'.

No obstante, entre los valores medianos que incorpora a su cartera se encuentran varios de los que cotizan en el Ibex, como Acerinox, Enagás, Corporación Mapfre, FCC o Indra. Si de lo que se trata es de pescar fuera de este índice, José Joaquín Mateos cita Logista, Uralita, Cortefiel, Tubacex o Vidrala.

Juan Uguet, de Ibercaja Gestión, coincide con la mayoría en que en 2005 'no nos vamos a encontrar revalorizaciones como las que se registraron en 2003 y 2004. Estas compañías lo harán peor en su conjunto, aunque habrá excepciones'. Entre estas excepciones cita a Urbis y Fadesa en el sector inmobiliario, 'con descuentos de hasta el 20% respecto a sus valoraciones' o a Ebro Puleva, en el sector de la alimentación, 'una compañía muy atractiva que se ha visto hasta ahora penalizada por la regulación europea en el sector del azúcar'.

El operador logístico, Logista, uno de los valores que mejor ha evolucionado en Bolsa este año gracias a sus buenos resultados operativos y a la compra de la italiana Etinera seguirá en 2005 en estado de gracia, según el consenso de los analistas.

Roberto Barrio, de Espírito Santo, opina que el valor cuenta 'con un perfil muy defensivo y está poco expuesto al ciclo, además de ofrecer buena retribución al accionista.' Este banco de inversión marca un precio objetivo para Logista de 44 euros, frente a los 35 euros del cierre de ayer. Su otro valor estrella es Tubacex, con 'un crecimiento del beneficio por acción previsto del 40% y pocos riesgos desde el punto de vista de los fundamentales'. En general, los expertos destacan que se trata de una inversión atractiva tanto por los buenos resultados como por las perspectivas de futuro en términos de eficiencia, tras la puesta en marcha de su plan de competitividad, además de que está cotizando por debajo de sus ratios medios históricos. En la cartera de Espirito Santo se incluyen también Banco Pastor, Sonae e Ibersol.

En lo que coinciden los analistas es que, en conjunto, los precios que se encuentran fuera del Ibex ya no son tan apetecibles como hace uno o dos años y, tras el ciclo alcista, muchas compañías medianas y pequeñas están ya más caras que las grandes. 'Las small caps están más caras que las grandes, de hecho cotizan a un PER de 15 veces, frente a 14 del Ibex, aunque su previsión de resultados es mayor, con un beneficio por acción del 17,6% frente al 15% de aumento previsto en los grandes valores', precisa Ramón Carrasco, de Beta Capital, que subraya que se impone 'una selección mucho más rigurosa'. El analista ofrece una lista en la que hay dónde elegir: Barón de Ley, CiE Automotive, Ence, Iberpapel, Transportes Azcar, Tubacex, Viscofán, Natra y Tavex.

En los últimos años, los valores medianos y pequeños se han beneficiado de la alta prima de riesgo que ha pagado el mercado de renta variable, que ha llevado a muchos inversores a mirar hacia empresas medianas, menos expuestas a los vaivenes de los mercados internacionales, con un carácter más doméstico y defensivo, y buena rentabilidad por dividendo, uno de los criterios que han dominado las decisiones de inversión en el último año.

'Las empresas se han esforzado mucho por reducir endeudamiento, generar caja y la rentabilidad por dividendo del mercado en su conjunto está en el 3%, por encima del precio del dinero y del bono a 10 años, lo que hace tan atractiva la renta variable', asegura Ricardo Domingo, gestor de Santander Gestión de Activos.

Las recomendaciones de Lola Solana, responsable del fondo de small caps de la gestora del Santander, son Ebro Puleva, Campofrío, Sos Cuétara y Barón de Ley, compañías a las que ve crecimiento por la vía de la adquisición de empresas y una buena gestión y Tubacex, Ence y Uralita. También ve un recorrido considerable en Catalana Occidente, Duro Felguera o Cintra.

Un informe de Banesto Bolsa asegura que 'la búsqueda de la rentabilidad segura vía dividendos seguirá funcionando bien mientras la renta fija siga mostrando rentabilidades tan bajas. Las compañías ganadoras serán las que den pocas sorpresas negativas por valoración, ofrezcan un dividendo elevado o puedan dar sorpresas positivas en política de remuneración al accionista'.

Pues bien, hay muchas empresas de mediana y pequeña capitalización que ofrecen rentabilidades por dividendo por encima del 4%. Dinamia, el único grupo español de capital riesgo que cotiza en Bolsa, con una capitalización de apenas 125 millones de euros tiene, de hecho, la mayor rentabilidad por dividendo de la bolsa española (5,1%).

Otro elemento que puede hacer atractivas a determinadas compañías de este tamaño es que se conviertan en objeto de interés de los fondos de capital riesgo, que empiezan a tomar posiciones en empresas cotizadas, como Amadeus y Dinamia.

'Al ser grandes generadoras de caja muchas de estas empresas pueden hacerse atractivas para los inversores, ya que pueden verse inmersas en operaciones corporativas', señala el jefe de inversiones de Ibercaja Gestión.

En todo caso, la opinión generalizada es que el comportamiento diferencial de estos títulos respecto al Ibex no tiene por qué durar siempre y, de hecho, 2005 se inicia con un descuento mucho más reducido que otros años.

No en vano, aunque en los tres últimos, las compañías medianas europeas -en el índice DJ Stoxx 200 Small Caps- se han revalorizado un 46% en relación con las big caps (las grandes), desde 1994 hasta 1999 habían caído, en relación, un 80%. 'Esperamos que las big caps crezcan un 13% en beneficios mientras que las pequeñas mejorarán un 20%, eso supone un diferencial del 7% que, sin embargo, no se refleja en la valoración', asegura Lola Solana. La gestora del Santander reconoce que 'la escasa valoración viene muchas veces motivada por la escasa cobertura que les brindan las casas de análisis, lo que tiene ciertas ventajas'.

'En un mercado sin mucho recorrido y manteniéndose en múltiplos mediocres habrá que seguir buscando valor en compañías que coticen totalmente fuera del rango a múltiplos excesivamente bajos sin justificación fundamental', señala Elena Fernández en el informe mensual de Banesto. Esta sociedad de valores incluye entre sus acciones favoritas al Banco Pastor, 'la historia más atractiva de crecimiento del sector bancario español', que se refleja en la reciente ampliación del capital del banco, al que ven un potencial de revalorización en torno al 32%. Apunta también a Dinamia (28%), Ence (25%), Fadesa (3%) y Tubacex (15%).

En todo caso, el año que viene muchas miradas se dirigen al Ibex. 'Para 2005 y 2006 es probable que sean las grandes las que lideren la rentabilidad. Suelen ser ciclos de 5 a 7 años y tras 5 años favorables a las empresas medianas, en un entorno de normalización de la confianza de los inversores es muy posible que sean las grandes las que tiren', señala el analista de Gaesco.