Dimisión

El presidente de Marsh & McLennan medita dimitir

Las horas de Jeff Greenberg como presidente y consejero delegado de Marsh & McLennan pueden estar contadas. Ayer ganaban fuerza las informaciones que apuntaban a su inminente retirada de la presidencia del primer intermediario de seguros del mundo.

Su probable salida se produciría días después de que su compañía fuera denunciada por el fiscal de Nueva York, Eliot Spitzer, por prácticas presuntamente corruptas en la gestión de sus negocios como hacer concursos engañosos o aceptar altas comisiones de las aseguradoras para favorecer a una entidad u otra a la hora de gestionar una póliza.

Cuando presentó oficialmente la denuncia Spitzer dijo que no quería negociar un acuerdo con la dirección de Marsh y pidió al consejo de la empresa que revisara la actuación de sus ejecutivos.

Ante la pérdida del 50% de la capitalización en una semana, los consejeros se han reunido con Spitzer para explorar las posibilidades de la entidad sin Greenberg.