Participaciones preferentes

La banca espera una clarificación de la normativa

La banca ha hecho un uso frecuente de la emisión de participaciones preferentes hasta el año pasado. Con la nueva normativa, en vigor desde julio y enero, algunas entidades parecen haber echado el freno. Esperan que haya un nuevo reglamento que aclare algunos puntos legales que están por definir, tal como queda regulado.

Aspectos como la información fiscal que los emisores deben pedir a los compradores de estos títulos deberían tener una mejor definición, como explica el director financiero del Banco Popular, Roberto Higuera.

En julio pasado, la ley sobre transacciones económicas en el exterior estableció la emisión de participaciones preferentes desde España para acabar con las realizadas desde paraísos fiscales. Las críticas que lanzó la Fiscalía Anticorrupción a la banca por el producto contribuyeron a acelerar el cambio legislativo.

El Santander ha sido la primera entidad financiera en crear, en mayo de 2003, una filial para emitir desde España. En septiembre amortizó dos emisiones de acciones preferentes por 550 millones de dólares para sustituirlas por otra en euros por 450 millones.

Caixa Galicia también se estrenó en noviembre con una emisión de 120 millones. Mientras, el Banco Popular ha creado hace unas semanas una subsidiaria española, pero prevé seguir emitiendo preferentes desde la filial holandesa. El año pasado colocó 300 millones con éxito de demanda entre los inversores europeos.