Sentencia

De la Rosa ingresa en prisión para cumplir cinco años y medio por el 'caso Wardbase'

Javier de la Rosa pasará en la cárcel los próximos cinco años y medio por su participación la denominada 'operación Wardbase'. Aconsejado por sus abogados, el empresario catalán ingresó ayer mismo la prisión de Alcalá-Meco de forma voluntaria para evitar acudir a los tribunales, que le condenan por falsedad documental y apropiación indebida.

El empresario catalán debía haber acudido hoy a la Audiencia Nacional para la ratificación de la sentencia del 'caso Wardbase', y mediante la que se le comunicaba la fecha oficial de su ingreso en prisión. La condena, dictada por la Sección Primera de la Sala de lo Penal de la Audiencia, ya fue recurrida ante el Supremo, que el pasado día 12 decidió confirmar la pena. Sin embargo, el financiero acudió ayer por la tarde a la cárcel madrileña de Alcalá-Meco por propia voluntad, para, según sus abogados, evitar "el foco de atención" que supondría su comparecencia ante el tribunal. Su hija Gabriela, que ejerce como su abogada defensora en este caso, comunicó esta mañana la situación a la Audiencia, con lo que se puede considerar ejecutada la sentencia, informan fuentes jurídicas.

De la Rosa llegó a prisión a las 18.00 horas de ayer y ha pasado su primera noche en una de las celdas del módulo de ingresos.

Operación Wardbase

En la vista de la llamada 'operación Wardbase' se enjuició el pago, en 1992, de 1.900 millones de pesetas (11,4 millones de euros) por parte del Grupo Torras a Manuel Prado y Colón de Carvajal. Dicha operación investigaba si el pago fue consentido por el principal accionista del holding (la sociedad kuwaití de inversiones KIO) o si -como consideró el tribunal- fue ordenado por De la Rosa sin el conocimiento de la compañía. El pasado 12 de febrero la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo confirmó la sentencia por la que la Audiencia Nacional condenó, en diciembre de 2002, a los empresarios Javier de la Rosa y Manuel Prado Colón de Carvajal. Además, amplió los años de cárcel impuestos a Jorge Núñez Lasso de la Vega, ex consejero delegado el Grupo Torras.

Manuel Prado y Colón de Carvajal, de 72 años, fue condenado a dos años por falsedad documental y a pagar los 1.900 millones de pesetas más intereses que recibió por su participación en esta operación.

De la Rosa ya había solicitado a la Audiencia Nacional la suspensión de la ejecución de la sentencia, ya que tiene solicitado el indulto ante el Ministerio de Justicia y éste aún no se ha pronunciado. Sin embargo, el tribunal ha rechazado la petición al considerar muy grave la condena impuesta.

Conde es ordenanza en el módulo donde ingresó De la Rosa

El empresario catalán Javier de la Rosa se encuentra ingresado en el módulo de la prisión madrileña de Alcalá-Meco, en el que, precisamente, trabaja como ordenanza el ex banquero Mario Conde, que cumple condena por el §caso Banesto§. Fuentes penitenciarias explicaron que EFE que desde que De la Rosa ingresó ayer voluntariamente en prisión comparte, no sólo cárcel, sino módulo con Conde, quien está recluido desde el 29 de julio del 2002. El ex presidente de Banesto trabaja de ordenanza en el Módulo de Ingresos de la prisión, según las citadas fuentes. Se trata de una costumbre habitual en las cárceles que permite a los presos solicitar destinos de trabajo en instalaciones de las prisiones, para acumular así créditos que demuestren su buena conducta o que les reporten algunos ingresos al mes. La labor de Conde en el Módulo de Ingresos consiste en atender las necesidades de los presos que van a dejar la prisión o que acaban de llegar, como es el caso de De la Rosa.