Portugal

El Estado portugués y Eni mantienen el enfrentamiento en Galp

La junta de accionistas de Galp convocada ayer para resolver el conflicto que mantienen el Estado portugués (propietario del 35% de la petrolera) y la italiana Eni (que tiene el 33%) acabó sin acuerdo. Los accionistas decidieron darse otra oportunidad en una nueva reunión a celebrar el próximo 31 de enero. Si el resultado es también negativo, las partes recurrirían a un proceso de arbitraje, según comunicaron fuentes de Galp.

En la junta de ayer el único punto del orden del día era la denuncia presentada por el Estado portugués contra Eni, a la que acusa de haber incumplido los acuerdos estratégicos que mantiene en la petrolera portuguesa. La italiana tiene una opción de compra de otro 20% de Galp, lo que le daría el control, opción que quieren invalidar las autoridades portuguesas. En la última junta de la compañía, celebrada el 28 de noviembre, Eni e Iberdrola (que tiene un 4% del capital) se opusieron a la venta de activos gasísticos de Galp a la pública Electricidade de Portugal (EDP).

La eléctrica española, ajena a la batalla que se libra ahora, ha mostrado su oposición a la reestructuración del sector energético portugués, que supone la creación de una sola compañía de gas (con los activos de Galp) que terminaría controlada por EDP. Iberdrola quiere la parte que le corresponde por su 4%.