Televisión Local

Los Gobiernos autonómicos otorgarán 1.024 concesiones de televisión local

El nuevo ministro de Ciencia y Tecnología, Juan Costa, se ha dado prisa en definir el mapa de la televisión local en España. En menos de tres meses ha diseñado un plan que permitirá a cualquier empresa o particular optar a una licencia de televisión local en cada una de las 256 demarcaciones en las que se ha dividido la geografía española.

Las 256 demarcaciones definidas por Ciencia y Tecnología han sido hechas atendiendo a las necesidades de cada una de las capitales de provincia y autonómicas, y de cada uno de los municipios con una población superior a 100.000 habitantes. Además se ha tenido en cuenta el conjunto de municipios colindantes cuya población de derecho total sea superior a 25.000 habitantes o cuya cobertura incluya a todos los municipios en un radio de, al menos, 25 kilómetros.

El ministro anunció ayer en un encuentro con medios organizado por la Asociación de Periodistas de Información Económica que en cada una de las 256 áreas los Gobiernos autonómicos podrán conceder hasta cuatro autorizaciones, con lo que en total se darán 1.024 licencias de televisión local por un periodo de 10 años.

Las poblaciones de más de 100.000 habitantes marcan las áreas geográficas

El proceso de reparto, que comenzará a partir del 1 de enero de 2004, se alargará hasta el mes de junio, y los criterios que primarán para la concesión serán los definidos en la Ley de Televisión Local por Ondas Terrestres: capacidad para desarrollar un plan técnico establecido por la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones.

Según los cálculos de Juan Costa, el desarrollo de la televisión local garantizará en los próximos años inversiones del sector privado por importe de 600 millones de euros y podría crear entre 10.000 y 15.000 empleos.

Según el ministro, con la regulación del mercado de televisión local se trata de incentivar y apoyar la entrada de nuevos operadores en un sector con un gran potencial, pero que nunca ha sido objeto de regulación ministerial.

Aunque las licencias las concederán las comunidades autónomas, corresponderá el ministerio velar por que se cumplan las condiciones técnicas y de contenidos de la Ley de Televisión Local. Si alguna de ellas no cumple con la normativa, aseguró el ministro, se le retirará inmediatamente la autorización.

Del mismo modo, desde el comienzo del plazo para la concesión de licencias, el próximo 1 de enero, corresponderá a las comunidades autónomas decidir qué empresas o particulares son los concesionarios de las emisoras. Las que queden fuera no podrán optar a una televisión, pese a que estén emitiendo.

Según Costa, 'hay hueco para nuevos operadores y para los grupos que ya estaban operando', y añadió que 'se dan opciones a todos, pero con limitaciones'.

Esas limitaciones fueron expuestas el lunes pasado, a través de enmiendas a la Ley de Acompañamiento de los Presupuestos Generales del Estado. La nueva normativa prohíbe a las empresas que participen con más de un 5% en el capital de una televisión de ámbito nacional tener al mismo tiempo una televisión local si la cobertura de ésta excede el 20% de la población, es decir, ocho millones de habitantes.

El ministro subrayó ayer que este cambio de opinión del Gobierno en cuanto a la participación en televisiones locales de grupos nacionales se ha debido a la necesidad de 'sumar los esfuerzos y la capacidad de aportación del mayor número posible de operadores, siempre que no se perjudique la calidad ni la competencia'.

'El objetivo', según el sucesor de Josep Piqué al frente de Ciencia y Tecnología, 'es garantizar la pluralidad, que haya nuevos operadores y garantizar la calidad de los contenidos. Para ello era importante permitir la entrada de grupos nacionales y de una capacidad financiera adecuada', señaló.

Las cifras

600 demarcaciones han resultado de la división que el Ministerio de Ciencia y Tecnología ha hecho del mapa geográfico español.

15.000 millones de euros es la inversión del sector privado que, según el ministro, se generará con la regulación de la televisión local.

256 puestos de trabajo se crearán después de otorgar todas las licencias.

Pendientes del retraso de Xfera

El ministro de Ciencia y Tecnología también comentó ayer la situación de Xfera, una de las cuatro licenciatarias de telefonía UMTS, que aún no tiene actividad comercial y negocia con el Ministerio de Ciencia y Tecnología una reformulación de los compromisos de su licencia para adaptarlos a sus nuevos planes de negocio.

Juan Costa aseguró que el compromiso de Xfera es 'acorde' con los criterios de su departamento el lanzamiento de la telefonía de tercera generación el próximo verano, a pesar del retraso de su inversión.

El ministro de Ciencia y Tecnología insistió en que el ministerio 'exige lo que tiene que exigir'. Añadió que 'si se garantizan unos resultados en una fecha determinada en línea con el resto de operadoras no tenemos nada que decir. Si no se garantiza, entonces es cuando tendremos que tomar una decisión'.

Xfera ha asegurado recientemente que realizará en 2004 las inversiones en telefonía móvil de tercera generación comprometidas para este año, por importe de 135 millones de euros, 'a lo largo de 2004'.