Previsiones

Caixa Geral lanzará una oferta sobre el Atlántico la próxima semana

La mayor entidad bancaria de Portugal, Caixa Geral de Depósitos (CGD), presentará la semana próxima, antes de concluir el plazo fijado por Arab Banking Corporation (ACB), su oferta para adquirir la totalidad del español Banco Atlántico, según han anunciado hoy fuentes del grupo luso. Un equipo técnico de CGD ultima hoy el contenido de la oferta, según las fuentes, que hará preciso a la entidad de titularidad pública lusa recurrir al mercado de capitales para financiar su más ambiciosa apuesta en España, donde ya es dueña del Banco Simeón.

Un aumento del capital de CGD por valor de 400 millones de euros, aprobado con cargo a los presupuestos del Estado luso, no será suficiente para financiar la compra del Atlántico, puesto que los cálculos cifran en unos 800 millones la disponibilidad, según las fuentes. Pero la operación, que exige la presentación de una Opción Pública de Adquisición (OPA), puede suponer una inversión de 1.450 millones de euros como mínimo para el grupo CGD, ya que como comprador deberá amortizar el fondo de comercio, cifrado en unos 549 millones.

Necesidad de financiación

Para alcanzar las cifras necesarias, los gestores de CGD negocian con el ministerio portugués de Finanzas una emisión de títulos en el mercado de capitales que permita a la entidad reforzar los fondos propios y aliviar las rentas de capital, según las fuentes. Esa ampliación, según las primeras estimaciones, debería ser como poco del doble del aumento de capital antes enunciado, aunque el modelo de la emisión no está definido, a la espera de la aceptación por el Banco de Portugal.

La operación, tal y como está siendo estudiada, se asemejaría, según las fuentes, a una emisión de acciones preferentes, aunque sin derecho a ser transformadas en acciones, puesto que de otro modo equivaldrían a una privatización de CGD.

Vía libre para lanzar la opa

Hace varias semanas, los gestores de CGD se entrevistaron en Madrid con el gobernador del Banco de España, Jaime Caruana, y según las fuentes de la entidad lusa recibieron garantías de que no existen obstáculos a las aspiraciones de los portugueses. Además, las fuentes añaden que el gobierno portugués recibió las mismas garantías del ejecutivo español, incluso salvando las reticencias difundidas por algunos medios españoles al hecho de que CGD sea un banco de titularidad estatal. Pero las fuentes recuerdan que CGD, pese a tener como único accionista al Estado, no deja de ser una sociedad anónima sujeta al mismo tipo de obligaciones que cualquier banco comercial privado luso.

Además de CGD, por la adquisición del Atlántico compiten el grupo británico Barclays, el español Sabadell (asociado a la mayor entidad bancaria privada lusa, el Banco Comercial Portugués), el italiano Unicrédito y el belga-holandés Fortis. Las condiciones de venta fijadas por las autoridades españolas prevén que quien se alce con el 68% del que es dueña la corporación árabe ACB, deberá lanzar una opa para hacerse con el resto del capital de la entidad.