Hecho relevante

El consejo de Uralita aprobará el viernes la fusión por absorción de su participada Aragonesas

El consejo de administración de Uralita prevé aprobar la fusión por absorción de su participada Energía e Industrias Aragonesas en la reunión prevista para el viernes día 5. Horas antes de conocerse la noticia, la CNMV acordó la suspensión de la cotización de ambas compañías "por concurrir circunstancias que pudieran perturbar el normal desarrollo de las operaciones con estos valores".

Las acciones de la compañía, que fabrica material de construcción, cotizaban a 6,09 euros en el momento de la suspensión, un 2,18% por encima de los 5,96 euros con que cerró ayer, y en lo que va de año se revaloriza el 3,75%. Por su parte, Energía e Industrias Aragonesas bajaba de 4,89 a 4,85 euros, tras caer el 0,82%, y acumula unas pérdidas anuales del 6,37%.

Uralita controla el 88,68% del capital social de Aragonesas tras cerrar con éxito a finales de 2001 la Oferta Pública de Adquisición (OPA) que lanzó sobre la compañía.

En su comunicación, la institución que preside Blas Calzada recuerda a las sociedades que el incumplimiento del requerimiento puede constituir una "infracción grave". Uralita se hizo con Aragonesas tan sólo un año antes de que Nefinsa, sociedad de la familia Serratora, consiguiera a su vez el control de Uralita también a través de una OPA.

Los dueños de la empresa de materiales de construcción anunciaron el pasado mes de mayo que planeaban vender Aragonesas o entregar las acciones de esta empresa a los accionistas de la matriz. Actualmente ostenta el 84,2% de la compañía. Esta medida era una de las acciones estratégicas diseñadas por Uralita para el futuro, acompañada de una política de optimización de inversiones y control del gasto.

El grupo Uralita tiene previsto cerrar el año con número rojos, aunque confían en que las medidas mencionadas le permitan entrar en beneficios en 2004.