Unión Europea

Presiones para que Solbes dimita si se prueban los cargos por Eurostat

El líder del Grupo Liberal en el Parlamento Europeo, Graham Watson, emitió ayer un comunicado en el que cuestiona la actuación del comisario de Asuntos Económicos, Pedro Solbes, en el escándalo de Eurostat y aseguró que Solbes debería dimitir de su cargo si se prueba el presunto uso fraudulento de fondos públicos en la oficina de estadísticas europea.

'Si las sospechas preliminares de una mala actuación por parte de Eurostat se confirman, el comisario europeo responsable de Eurostat debería aceptar su responsabilidad política y dimitir', señaló Watson en su comunicado.

Los investigadores de la Oficina Antifraude consideran que la oficina de estadísticas, que proporciona datos económicos a los mercados financieros, infló artificialmente el valor de algunos contratos y desplazó el dinero extra a 'reservas irregulares' secretas desde el año 1989.

Otros miembros del Parlamento Europeo han criticado al comisario para Asuntos Económicos y Monetarios por su ausencia de actuación en el escándalo de Eurostat. Pero el comunicado de Watson representa un escalón más en la presión que están ejerciendo buena parte de los grupos de la Cámara sobre la Comisión Europea a cuenta del escándalo.

Los liberales forman el tercer mayor grupo parlamentario en la Cámara europea.

'El caso Eurostat levanta serias sospechas de malversación de fondos públicos, contabilidad financiera y posible fraude. El Parlamento Europeo tiene la responsabilidad de advertir a la Comisión y de asegurar el uso apropiado del dinero de los contribuyentes', concluye el comunicado de Watson.

Hasta ahora, Solbes se ha mostrado dispuesto a aceptar las responsabilidades políticas derivadas de la investigación, pero no a dimitir 'por hechos que no conocía'.

El comunicado se publica días antes de la comparecencia del presidente de la Comisión, Romano Prodi, ante el Parlamento por el caso Eurostat.