Nueva York

Una oleada de ventas empaña al cierre los máximos alcanzados por Wall Street

El Departamento norteamericano de Comercio ha anunciado hoy que la economía de Estados Unidos creció a un ritmo anual del 2,4% entre abril y junio, después de un incremento del 1,4% en el primer trimestre. Una buena noticia que respalda horas después la tesis de la Fed relativa a una recuperación patente en la zona. Además, los bajos intereses facilitaron a los consumidores la compra de automóviles y otros bienes duraderos, así como de viviendas. El ritmo de gasto empresarial en la compra de equipos fue el más elevado desde el segundo trimestre de 2000.

Con todo esto, la Bolsa neoyorquina avanzaba hoy en la apertura, muy por encima del poco impulso que se atrevió a mostrar ayer tras publicar la Reserva Federal su informe de conyuntura, llegando a alcanzar a media sesión máximos anuales en sus dos más importantes índices. Poco antes del cierre, se desató una importante corriente de ventas, que llevó al Dow a un avance del 0,37 por ciento, a 9.233,80 puntos. El Nasdaq subió un 0,83%, hasta los 1.735,14 puntos.

En espera del feliz anuncio de crecimiento de hoy, los inversores optaron en la pasada jornada bursátil por la cautela, lo que se tradujo en un bajo volumen de negocios y en pocos movimientos importantes de acciones.

DOW JONES 27.219,52 0,14%
NASDAQ 100 7.892,96 -0,31%

Aunque inversores y analistas celebran que las bolsas hayan completado ya cuatro meses de constantes alzas, algunos están un poco preocupados de que el Dow Jones no logre romper el rango de negociaciones de entre 9.000 y 9.300 puntos que ha venido siguiendo desde hace varias semanas. El empujón lo puede dar la certeza de que el segundo semestre la economía subirá con firmeza y tanto las cifras del PIB como las de desempleo pueden arrojan luces al respecto.