EE UU

EE UU se debate entre el cansancio y la consolidación

Bear Stearns elevó ayer la recomendación de McDonald's a sobreponderar desde igual que el mercado. La firma destacó que la compañía no tendrá problemas en alcanzar sus objetivos este año y el que viene. Así, estableció una meta de beneficios por acción de 1,40 y 1,50 dólares para 2003 y 2004, frente a los 1,33 y 1,40 dólares del promedio del mercado.

El Dow Jones recuperó ayer el camino perdido en las tres sesiones anteriores. Subió un 1,52%, lo que permite al índice apuntarse un avance del 0,75% en cómputo semanal. No corrió la misma suerte el Nasdaq (-1,47% en la semana). Las caídas acumuladas entre martes y jueves fueron un lastre que los avances de ayer (+0,62%) no pudieron vencer.

La exigencia de los inversores quedó patente en los resultados presentados el jueves por IBM y Microsoft (al cierre). Wall Street no se conforma con que las compañías cumplan con sus objetivos, quiere ver más. Y la exigencia no es otra que las perspectivas para el resto del año justifiquen el fuerte avance de la Bolsa desde marzo, sobre todo del Nasdaq, índice que sube el 28% en 2003. Por ello, Microsoft ayer sólo ganó el 0,9%.

El debate central en Wall Street está centrado en la posibilidad de que se produzca una corrección o que los índices consoliden los niveles actuales. Pocos hablan ya de un tirón en lo que resta de año, ya que los avances actuales descuentan crecimientos de hasta el 13% en los beneficios para el tercer trimestre y del 22,2% para el cuarto, según cifras recopiladas por First Call Thomson.

El tirón de ayer en el Dow fue posible gracias a McDonald's (+3,9%) y Caterpillar (+3,24%), después de que ambas recibieran sendas recomendaciones y mejoras en las previsiones de beneficios por parte de Bear Stearns y Goldman, respectivamente.

La semana entrante supondrá una nueva prueba de fuego para Wall Street, con los resultados de 3M y Texas Instruments (lunes), Pfizer y Amazon (martes), AOL (miércoles) y AT&T (jueves).