Resultados

Ford reduce sus beneficios un 26,8% hasta 374,3 millones de euros

El grupo estadounidense Ford, segundo fabricante mundial de automóviles, registró un beneficio neto de 417 millones de dólares (374,3 millones de euros) en el segundo trimestre del año, lo que supone una reducción del 26,8 por ciento respecto al mismo período de 2002, según ha informado la compañía.

Aún así, en los seis primeros meses del año los resultados de la multinacional mantienen una evolución positiva, con un beneficio neto de 1.313 millones de dólares (1.178 millones de euros), frente a unas pérdidas de 524 millones de dólares (470 millones de euros) en la primera mitad del ejercicio precedente.

El presidente de Ford, William Clay Ford, subrayó que los resultados confirman la recuperación de la compañía transcurridos 18 meses desde la puesta en marcha del plan de reestructuración. De hecho, la empresa redujo en 1.900 millones de dólares (1.705 millones de euros) sus costes hasta junho, cifra que representa más del triple sobre el objetivo fijado para el conjunto de 2003.

Sin embargo, el grupo automovilístico, admitió que en el tercer trimestre del año su resultado será negativo, con unas pérdidas por acción de 15 centavos, como consecuencia de la reducción prevista en los volúmenes de producción, aunque para el conjunto del año se mantiene la estimación de 70 centavos de beneficio por acción.

La cifra de negocio de Ford se situó en 40.670 millones de dólares en el tercer trimestre, un 3,5% menos, mientras las ventas mundiales descendieron un 7%, con 1,71 millones de unidades. En términos semestrales, la facturación se mantiene estable, con 81.558 millones de dólares.

Las pérdidas en Europa se multiplican por 30

La filial europea de la multinacional registró en el segundo trimestre del año unas pérdidas antes de impuestos de 525 millones de dólares (471,2 millones de euros), lo que supone multiplicar casi por treinta los 'números rojos' registrados en el mismo período de 2002.

Ford atribuye este aumento de las pérdidas en Europa a un 'mix' de productos desfavorable, el bajo volumen de la industria y las reducciones de costes, factores que no han podido ser compensados por las mejoras de las estructura de costes y en la cuota de mercado.