Contabilidad

Banca y seguros piden eliminar el 'efecto volatilidad'

Banca y seguros se felicitaban ayer por la decisión del Ecofin de aplazar la aplicación de dos polémicas normas del nuevo estándar de contabilidad internacional (IAS, por sus siglas en inglés) aprobado ayer que se aplicará en 2005 a los grupos cotizados. Conscientes de que la presión ejercida ha dado frutos -gracias al respaldo del presidente francés Jacques Chirac-, reclaman al organismo que elabora las normas, el IASB, que reanude los contactos con estos sectores para 'eliminar el efecto volatilidad' que las normas en suspenso introducían en las cuentas.

æpermil;ste es el mensaje que transmiten en España la Asociación Española de Banca (AEB) y, desde Bruselas, el Comité Europeo de Seguros (CEA). Otras agrupaciones no dan aún valoraciones.

El objetivo es 'que el aplazamiento sirva para dar una solución a los dos puntos en suspenso', señala Juan Basurto, asesor financiero de la AEB. 'No parece lógico retrasar la aplicación de las IAS en dos fases', añade.

Estos dos puntos, las IAS 32 y 39, imponen contabilizar activos y pasivos a valor de mercado o valor razonable (fair value), incluyendo en esta valoración a los instrumentos financieros derivados. El problema para bancos y aseguradoras es el mismo: estos dos puntos introducen un factor inestable de volatilidad en las cuentas y, a su juicio, las distorsiona.

Lectura en clave política

En el Comité Europeo de Seguros, verdadero lobby en la UE, son más duros al valorar el aplazamiento. 'Esperamos que el IASB escuche la llamada de atención que le ha dirigido la Comisión Europea para que enmiende las IAS 32 y 39, aunque por el momento no hemos recibido señales de ello', asegura Patricia Plas, directora adjunta del área económica de CEA.

Desde el propio Ministerio de Economía asumen, como en el sector financiero, que el proceso que siguen las IAS en Bruselas hay que leerlo en clave política, apuntan fuentes del citado departamento. El pulso entre Francia y el Reino Unido está servido.

En España, las normas acabarán afectando a todas las sociedades, ya que está previsto que las no cotizadas lo apliquen a partir de 2007.

Desde el punto de vista bancario, 'en los últimos meses ha habido avances técnicos entre la Federación Europea Bancaria y el IASB, aunque quedan flecos', apunta Basurto y recuerda que en el tema de los derivados se llegó a una fórmula intermedia para aplicar el valor de mercado cuando estos instrumentos sirvan de cobertura a grandes montantes de activo y pasivo.

Otras fuentes bancarias destacan la prioridad de esta cuestión y de la amortización del fondo de comercio sólo en determinados casos. 'Esto es mucho más importante' que el nuevo método para contabilizar los resultados de empresas participadas que 'sólo interesa a ciertos grupos' aludiendo a La Caixa.

Para las aseguradoras, las nuevas normas suponen replantear todo el sistema de provisiones para hacer frente al pago de siniestros en el que se basa su negocio.