'Telecos'

El móvil roba a Telefónica más cuota que todas sus rivales de telefonía fija

La mala noticia para Telefónica de España es que la competencia en el mercado de telefonía básica no entiende de tecnologías. La buena es que los beneficios de esta rivalidad quedan mayoritariamente en casa, el principal rival del ex monopolio es su hermana Telefónica Móviles.

De hecho, las tres operadoras celulares han causado más daño a Telefónica en el mercado de acceso directo que todas las competidoras de telefonía fija juntas: 2,3 veces más.

Hasta ahora, los principales rivales de Telefónica en este campo eran Auna y Ono, las dos operadoras de cable que hay en España y que llegan con su propia infraestructura a la casa del cliente, con lo que provocan la pérdida total del abonado para el ex monopolio. Según los últimos datos proporcionados por las compañías, Auna tiene -incluyendo los clientes de acceso directo de la antigua Retevisión- 521.000 usuarios. Ono cuenta con 488.000.

TELEFÓNICA 6,79 1,00%

Las dos siguientes telefónicas de la lista están a años luz de estas referencias y, además, sólo ofrecen acceso directo a clientes empresariales. En cualquier caso, Uni2 tiene 40.370 abonados de este tipo y Jazztel, 3.350.

En total, los principales rivales de Telefónica le han arrebatado 1,053 millones de abonados.

Y, mientras tanto, más de 2,4 millones de hogares han decidido prescindir de una conexión de telefonía fija y confiar sus telecomunicaciones exclusivamente al móvil, según datos del departamento financiero del grupo Telefónica divulgados en una presentación sobre el sector. De esta cifra, y según estimaciones de mercado, 1,3 millones de clientes corresponden a Telefónica Móviles, 700.000 a Vodafone y 408.000 a Amena.

El desarrollo de la tecnología ha puesto al alcance de los usuarios una multiplicidad de ofertas que casi permiten comunicaciones a medida. Y cada uno elige la que mejor se adapta a su perfil.

Por ello, la proporción de hogares que sólo tienen teléfono móvil es mayor entre las casas alquiladas, donde el tiempo de estancia podría no llegar a compensar el elevado coste inicial de conexión de un teléfono tradicional. A medio plazo, sin embargo, los más altos precios de la telefonía celular terminan por convertir esta tecnología en más cara que la básica.

Solos o en pareja

La penetración del móvil es, también, marcadamente superior en hogares unipersonales o de parejas sin hijos. Sólo el 35% de las viviendas sin fijo pertenece a familias con descendencia.

Otro de los factores que influye a la hora de descartar la conexión a un terminal fijo es la libertad que concede el móvil, tanto a la hora de activar o desactivar el servicio como en la propiedad, ligada a la persona, no a la vivienda.

La penetración de la telefonía móvil en lo que tradicionalmente era coto exclusivo del fijo no tiene como único reflejo la pérdida de conexiones directas. También el tráfico nota los efectos. La ausencia de cifras disponibles hace difícil la comparación, pero en marzo de 2002 Telefónica estimaba que el móvil había 'canibalizado' el 20% del tráfico de voz. Un año después, los rivales del ex monopolio en telefonía fija todavía no habían llegado a esta cifra y su cuota permanecía en el 19,4%.

Esta tendencia no ha pasado inadvertida para los reguladores, hasta el punto de que está condicionando la evolución de futuras normativas. El ministro de Ciencia y Tecnología, Josep Piqué, considera 'una severa contradicción' el control de los precios de telefonía fija, puesto que el principal competidor de Telefónica es Telefónica Móviles. La Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones ha apreciado igualmente la fuerte irrupción del móvil y la considera determinante a la hora de regular cuestiones como la financiación del servicio universal.