UMTS

Hutchison demanda a KPN por 212 millones

Los pactos entre operadoras que se hicieron para reducir la factura del UMTS siguen haciendo aguas. Hutchison ha demandado a su socia en el móvil de tercera generación británico, la holandesa KPN, y le pide 212 millones.

El conglomerado de Hong Kong asegura que KPN rompió un acuerdo de accionistas cuando se negó a pagar su parte proporcional en la aportación de fondos de 1.414 millones acordada por el consejo de su participada británica.

En un movimiento de defensa, KPN anunció ayer que ha presentado a su vez una demanda contra Hutchison para que le compre su 15% en la sociedad conjunta británica. Su delito es romper el pacto de accionistas al respaldar una ampliación de capital sin validez.