Cajas

CCOO pide a Simancas que no cambie al presidente de Cajamadrid si no es por consenso

El secretario general de CCOO en Madrid, Javier López, pidió hoy que no se ponga en juego la estabilidad de Cajamadrid eligiendo para la entidad un nuevo presidente sin el consenso de todos los partidos políticos y agentes sociales: "No queremos que sea como las cajas andaluzas", agregó. Respondió así a la propuesta del virtual presidente de la Comunidad, Rafael Simancas, de cambiar al presidente de la caja madrileña.

Asimismo, recordó que "para cambiar la actual presidencia habría que cambiar la Ley de Cajas porque se exige que se vote con dos tercios del consejo de administración", y señaló que "es una pregunta prematura al propio candidato a presidente de la Comunidad".

"Siempre la presidencia de Caja Madrid ha sido una institución en la cual los tres partidos han estado de acuerdo", agregó, "y quien ostenta la mayoritaria representación de los impositores, que es la Candidatura Social de Impositores impulsada por CCOO, también hemos participado de ese amplio consenso político y social".

Por otro lado, López afirmó que "no es bueno poner en peligro la estabilidad económica de Cajamadrid sin el acuerdo de todos los partidos, y si el nuevo presidente de la Comunidad se dirige a nosotros, lo primero que pediremos será mantener la estabilidad de la institución, y la búsqueda del consenso para cualquier cambio". A su juicio, "Cajamadrid no debe ser un instrumento sometido a los avatares políticos, romper el consenso sería malo, no queremos que Cajamadrid sea como las cajas andaluzas, en las cuales el Gobierno, los empresarios, y los sindicatos, están en un enfrentamiento permanente".

Rafael Simancas, consideró por su parte "razonable" que el cambio producido en las urnas "pueda trasladarse a Caja Madrid", aunque subrayó que no se trata de un asunto prioritario. Recordó que el cambio de presidente en la caja tiene que pasar por la Asamblea general, integrada por distintos representantes. Además Fausto Fernández, cabeza de lista de IU a la Asamblea de Madrid, descartó que esta cuestión esté entre las prioridades del próximo Ejecutivo regional y dijo que Caja Madrid "es una entidad en la que el Gobierno tiene poca capacidad a la hora de configurar su asamblea, que depende de representantes institucionales, ayuntamientos, impositores y sindicatos", entre otros.