Créditos

Pagar los impuestos de prestado

Como cada año por estas fechas los contribuyentes tienen su tradicional cita con Hacienda. En un intento de facilitar esta tarea, muchas entidades ofrecen créditos específicos que anticipan la devolución si la declaración es negativa y financian los pagos en el caso contrario.

Llegó la hora de rendir cuentas con el fisco. Una cita que, pese a repetirse cada año, no deja de constituir un verdadero galimatías, bien porque la declaración sea positiva y haya que pagar, bien porque sea negativa y el importe de la devolución se retrase.

Para facilitar esta tarea algunas entidades ofrecen dos modalidades de crédito. Las características difieren en función de si el crédito es para hacer frente al pago de los impuestos o si, por el contrario, se trata de un anticipo del importe a percibir. Cuando la declaración es positiva las entidades suelen financiar el 100% del importe, aunque algunas fijan límites, como Deutsche Bank, que concede un máximo de 6.000 euros o el Banco Pastor, que fija el límite en los 30.000 euros. El plazo de amortización oscila entre los 6 y los 12 meses.

El tipo de interés, normalmente fijo -aunque algunas ofrecen la modalidad variable como Caja Madrid, con Ceca más 1,50 puntos-, varía en función de la entidad y oscila entre el 4% de Ibercaja, el 5,9% de Caja España, el 6,5% de BBVA y el 8,25% de Banesto. Además, la mayoría aplica una comisión de apertura del orden del 1% y del 3% por la cancelación total, aunque hay excepciones, como el Zaragozano, que exime de estas tasas.

La segunda modalidad que contemplan estos préstamos es que la declaración sea negativa. En este caso, las entidades conceden el 80% del importe a percibir, aunque algunas lo elevan hasta el 90%, como Banco Atlántico. El plazo de amortización, además, suele ser menor, aproximadamente de entre 6 meses y 10 meses aunque algunas entidades estipulan una única amortización cuando se percibe la devolución. El tipo de interés que se aplica a estos créditos suele ser igual al que grava el anticipo de los pagos aunque hay entidades que exigen una tasa menor, como es el caso de Banesto, que aplica el 3,25%.

Pago con tarjeta

BBVA y Banco Atlántico ofrecen, además, la posibilidad de realizar el pago de la liquidación de los impuestos anuales mediante adeudo con tarjeta de crédito. BBVA, que acepta también la tarjeta de débito, permite aplazar el pago de los impuestos con las tarjetas de crédito entre tres y seis meses. El Atlántico, por su parte, ofrece la posibilidad de pagar al contado, a plazos o la financiación de parte o todo el importe.