Irregularidades

Deutsche Bank, condenada a pagar una multa récord por complicidad en evasión fiscal

El banco alemán Deutsche Bank, primero del país, ha sido condenado hoy a pagar 59,3 millones de euros, la mayor multa impuesta a una empresa en Alemania, por su complicidad en numerosos casos de evasión fiscal entre 1992 y 1996. La fiscalía de Francfort ha informado hoy de que el proceso ha afectado a unos 800 empleados de la entidad, entre ellos algunos antiguos miembros de la presidencia, si bien muchos han sido declarados inocentes o con escasa responsabilidad.

La fiscalía ha acusado a la entidad alemana de colaborar o autorizar transferencias anónimas de capital al extranjero, lo que permitió la evasión de impuestos. Algunos empleados del banco deberán abonar de su bolsillo multas por importe de 4,5 millones de euros, añadieron las autoridades judiciales. Un portavoz de Deutsche Bank confirmó que la entidad acepta la condena y que no va a recurrirla ante los tribunales.

Esta condena constituye un récord en el sector financiero alemán, tras la multa de 31 millones de euros aplicada a Commerzbank o la de 19,5 millones de euros de HypoVereinsbank, hace tres años. Las acciones de Deutsche Bank reaccionaron con bajadas en la bolsa de Francfort, y hacia las 14.30 horas GMT perdían un 2,9% para situarse a 39,56 euros.