Supermercados

Extremadura, la más afectada por los cierres de El Árbol

El plan de viabilidad de El Árbol afectará de forma fulminante a dos comunidades autónomas, Extremadura y Castilla-La Mancha. La primera es la que se verá más afectada por número de establecimientos con un total de 54 cierres de las 116 tiendas que posee en la actualidad, lo que afectará a 306 empleados. En el caso de Castilla-La Mancha, el número de supermercados que se prevén cerrar es de 36 (con otros 306 trabajadores), lo que supone la práctica desaparición de la marca, ya que El Árbol posee 38 centros en esta comunidad.

Este cierre se basa en el deterioro que las ventas han sufrido en estas zonas durante los últimos años, especialmente en la comunidad manchega, donde los márgenes de contribución al conjunto de la compañía resultan insuficientes para absorber sus costes de estructura local.

En Extremadura, sin embargo, se plantea un futuro positivo una vez que se haya acometido el citado plan de reestructuración.

También Murcia, con 33 cierres, está entre las comunidades más afectadas, ya que posee 56 supermercados. La estrategia del grupo en este caso se basará en una actitud defensiva ante sus competidores para mejorar su posición actual.

En Almería, donde cuenta con 60 tiendas, se pretende llevar a cabo una mejor racionalización de la red, lo que supondrá la clausura de 23 centros con 162 empleados.

El plan de viabilidad afectará a otras provincias, aunque de manera más selectiva y con el fin de conseguir un posicionamiento más sólido. Esto supondrá siete cierres en Santander, nueve en Valladolid, nueve en León, 17 en Asturias, tres en Galicia y dos en Salamanca.

En conjunto, los cierres de supermercados afectará a 1.323 empleados, a los que se sumarán los de los almacenes, centros de distribución y servicios centrales. En total, se perderán casi 1.800 puestos de trabajo.

La mayor regulación

Si no se encontrara comprador o compradores para algunos de estos supermercados, éste será el mayor recorte de empleo que se realiza en el sector de la distribución en España.

Con este plan, la red de establecimientos quedará con 4.865 empleados frente a los 6.188 que posee en la actualidad, mientras que en los servicios centrales se quedarán 261 frente a los 441 que hay ahora, y en los almacenes desaparecerán 295 puestos de trabajo.

Este plan de ajuste, que supondrá el cierre de 193 tiendas, costará a la compañía unos 12 millones de euros. CVC cerró la compra de supermercados El Árbol el pasado mes de octubre tras un acuerdo con el grupo holandés Laurus.